Análisis
Exposición didáctica de ideas, conjeturas o hipótesis, a partir de unos hechos de actualidad comprobados —no necesariamente del día— que se reflejan en el propio texto. Excluye los juicios de valor y se aproxima más al género de opinión, pero se diferencia de él en que no juzga ni pronostica, sino que sólo formula hipótesis, ofrece explicaciones argumentadas y pone en relación datos dispersos

Ironía, duelos y estrategia

Dejando libertad a la fuga, el Katusha de Purito reconoció que este comienza a verse ganador de la Vuelta

Antonio Piedra celebra su victoria en Covadonga.
Antonio Piedra celebra su victoria en Covadonga.JAIME REINA (AFP)

La estrategia de hormiguita de Purito, esa de sumar segundos a su favor, por pocos que sean, a base de ataques fulminantes en los metros finales, sufrió un duro revés en la ascensión no puntuable a Pajares, en los primeros kilómetros de la etapa.

Allí es donde se formó un grupo de 19 corredores que, bajando “a tumba abierta” por donde subirán hoy, consiguieron convencer al pelotón de que la lucha por la victoria de la etapa se había terminado. Allí mismo se quedó cortado Valverde, esperemos que no sea un preludio de lo que pueda pasar hoy en dirección inversa, aunque gracias al trabajo de sus compañeros todo se quedó en un susto. Y en un calentón de propina, claro está.

Contador pasó al ataque y Purito a la defensa tal y como el guion lo exigía

Dejando libertad a la fuga, el Katusha de Purito reconoció que Purito comienza a verse ganador de esta Vuelta y que un trabajo tan duro de control, contra un grupo tan numeroso, no es rentable cuando su líder muestra un estado de forma tan inspirado y la diferencia en segundos de bonificación entre el primero y segundo de la etapa —previsiblemente Purito y Contador con el permiso de Valverde—, es de solo 4s. Menos desgaste para el equipo, menos tensión a soportar en el paso de los dos sprints bonificados de cada día, y más energía acumulada para lo que estaba por venir en los Lagos y, no nos olvidemos, en la etapa de hoy en Cuitunigru. Así las cosas, la fuga consiguió la libertad que necesitaba y fue el escaparate para que el Caja Rural —debutante en esta Vuelta— consiguiese la mejor victoria de esta nueva etapa del equipo. Lo logró Antonio Piedra, que se mostró como el más fuerte desde las primeras rampas de los Lagos, con un compañero como De la Fuente cubriéndole bien las espaldas.

Por detrás, una vez comenzada la ascensión final, vimos muchos movimientos, algunos de ellos extraños y difíciles de interpretar. Como esos ataques intermitentes de los compañeros de Contador que anunciaban un ataque letal del pinteño, eliminando el factor sorpresa, y que para lo único que sirvieron fue para acelerar más el ritmo y que el Katusha tuviese que coger el mando del grupo. Pero poco más, fuegos de artificio.

La fuga fue el escaparate para que el Caja Rural  consiguiese la mejor victoria de esta nueva etapa del equipo

Más tarde de lo esperado, Contador pasó al ataque y Purito a la defensa tal y como el guion lo exigía. Contador soltando esos latigazos brutales llenos de violencia, y Purito respondiendo a ellos con solvencia y no menos explosividad. Luego Contador dijo no haber sentido sus mejores sensaciones en el día de ayer, a lo que Purito respondió con un aliviado —y conociéndole, en cierto sentido irónico—, ¡menos mal!.

Cuatro, cinco, hasta seis ataques de Contador a los que Purito respondía mostrando su rueda al pinteño de manera amenazadora con espíritu duelista: “Esto es lo que quieres…pues vamos allá, esto es lo que tienes…pues yo tengo lo mismo”. Mientras tanto, Valverde, apoyado en un fenomenal Nairo Quintana, aprovechaba los momentos de tensión entre los dos candidatos más firmes para no perder su plaza privilegiada, que va camino de consagrarle con la tercera posición en el podio, pues Froome volvió a dar muestras de cansancio perdiendo otros 35s con la pareja de duelistas.

Bonito panorama el que queda para el Cuitunigru, para esos últimos tres kilómetros recién asfaltados para la ocasión que vienen después de Brañilín, que quienes los han visto los califican como brutales. Veremos, que ganas hay de verlo.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS