Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La comisaria de Deportes se suma al boicot a Ucrania

No acudirá a los partidos de la Eurocopa en este país por el ‘caso Timoshenko’

La Comisión Europea se suma al boicot a la Eurocopa en Ucrania en respuesta a la situación de la ex primera ministra Yulia Timoshenko, encarcelada el pasado mes de octubre. La comisaria responsable de las cuestiones deportivas, Andrulla Vassiliou, ha anunciado hoy que no acudirá a ningún partido del próximo campeonato –que comienza el 8 de junio- que tenga lugar en Ucrania, y se suma de esta forma a la canciller alemana, Angela Merkel, o al propio presidente de la Comisión, José Manuel Durão Barroso, que ya habían anunciado su boicot. La final del torneo tendrá lugar en Kiev, capital del país, el 1 de julio.

No encuentro apropiado acudir a ninguno de los partidos que se celebren en Ucrania

Andrulla Vassiliou, comisaria de Deportes

“Como millones de aficionados, espero con ilusión la competición de la Eurocopa 2012. Sin embargo, dada la situación política en la que está Ucrania y en calidad de comisaria europea para el Deporte, no encuentro apropiado acudir a ninguno de los partidos que se celebren en dicho país”, ha explicado la comisaria, chipriota. En cambio, Vassiliou sí acudirá a algún encuentro que tenga lugar en Polonia, que coorganiza la cita.

Timoshenko recibió los votos de 11,6 millones de ucranianos (el 45,47% de los votos) en las elecciones presidenciales de enero de 2010, insuficientes para lograr la victoria ante Víctor Yanukóvich (12,4 millones de votos, el 48,95%). Desde entonces ha sufrido un calvario: fue sometida a juicio, calificado de “político” por los observadores, y condenada a siete años de cárcel por abuso de poder. Hace dos semanas denunció haber recibido malos tratos en prisión y comenzó una huelga de hambre que acompañó de varias fotografías que atestiguarían los golpes recibidos. Desde el comienzo de la protesta de Timoshenko, varios dirigentes occidentales han anunciado que no asistirán a los partidos de la Eurocopa que se disputan en la ex república soviética. Es el caso de Merkel, Barroso y ahora Vassiliou. Según la publicación alemana Der Spiegel, la Comisión niega que promueva un boicot contra Ucrania, aunque el país ya ha advertido de que la situación podría afectar a las relaciones económicas con la Unión Europea.

La presión ejercida es insuficiente, de momento, para que la disputa del campeonato esté bajo amenaza. Martin Kallen, director y responsable de la UEFA para el torneo, salió al paso de esta posibilidad en una entrevista con el diario Süddeutsche Zeitung: “Si no se puede celebrar el torneo tal cual, es decir, también en Ucrania, entonces la única posibilidad es aplazarlo a otro año”. El asunto, sin embargo, sí es motivo de preocupación para el máximo organismo del fútbol europeo, que emitió un comunicado. “La UEFA ha alertado a la delegación de Ucrania sobre las preocupaciones creadas con motivo de la situación política en el país entre políticos y medios europeos. Aunque como organización deportiva nunca interfiera en asuntos políticos, el máximo organismo del fútbol europeo ha solicitado a la delegación de Ucrania que transmita estas preocupaciones a las autoridades competentes”. El boicot de Vassiliou se suma a esas preocupaciones, y confirma la posición de la Comisión ya expresada por su presidente Barroso.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.