Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TENIS

Roger Federer vence por segunda vez en Australia

El suizo supera al chipriota Marcos Baghdatis

por 5-7, 7-5, 6-0 y 6-2

Melbourne (Australia)

El suizo Roger Federer, número uno del mundo, se ha hecho por segunda vez con el Abierto de Australia de tenis, al derrotar hoy al chipriota Marcos Baghdatis por 5-7, 7-5, 6-0 y 6-2. En dos horas y 46 minutos, Federer se ha apuntado su séptimo título del Grand Slam, el 35 de su carrera, y ha ganado un cheque por 744.000 euros (unos 900.000 dólares).

El helvético no ha dejado escapar ni uno solo de estos grandes títulos en todas las finales en las que ha participado desde que logró su primer Wimbledon en 2003. Baghdatis, 54 del mundo, la gran sensación este año en Melbourne, acabó su gran aventura y será mañana el 26 de la lista ATP. El de Limassol sorprendió hoy con un tenis sin apenas fallos en los dos primeros sets, y estuvo a punto de culminar una formidable actuación.

El verdugo del estadounidense Andy Roddick, del croata Ivan Ljubicic y del argentino David Nalbandian, impulsado como siempre por la fe inquebrantable de sus incondicionales seguidores, fue capaz de ganar el primer parcial al número uno del mundo y dispuso de dos oportunidades para marcar un 3-0 en el segundo ante un Federer desconocido, lento y con demasiados fallos en su derecha. Ahí estuvo su momento, su gran ocasión, pero el chipriota no supo culminar esos dos intentos vitales y entregó su saque con su segunda doble falta, para permitir que el campeón de 2004 respirase y cobrase vida.

Federer rompió el servicio del fenómeno chipriota en el duodécimo juego del segundo set, y de repente se acabaron las esperanzas de Baghdatinho, que desbordado, sin la potencia de sus restos anteriores, encajó 11 juegos consecutivos. Para colmo sufrió un calambre en el segundo juego del cuarto set, en pleno intercambio, y sus fuerzas quedaron aún más mermadas. Pese a todo no se abandonó, como hizo ayer la belga Justine Henin-Hardenne en la final femenina ante la francesa Amelie Mauresmo. Tal y como hizo con el alemán Nicolas Kiefer en semifinales, el tenis de Federer se desbordó en los dos últimos parciales para acabar con un total de 50 golpes ganadores, convenciendo finalmente.

Con esta victoria, Federer mantiene inmaculada su marca en el Grand Slam, con siete finales disputadas y otros tantos títulos: dos Abiertos de Australia (2004 y 2006), tres Wimbledon (2003-04-05) y dos Abiertos de EE UU (2004-05).