Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÚTBOL | Liga de Campeones

El Manchester no puede con un Leverkusen ambicioso (2-2)

El equipo alemán igualó por dos veces el marcador en contra

El Bayer Leverkusen ha sorprendido al Manchester United en Old Trafford y ha conseguido un empate a dos en el partido de ida de las semifinales de la Liga de Campeones. El equipo alemán ha conseguido este resultado gracias a su ambición y a varias fases de juego muy fluido.

El conjunto visitante empezó mucho más centrado, lo que evitó la previsible salida en tromba del Manchester. Los de sir Alex Ferguson tuvieron dos claras ocasiones por medio de Van Nistelrooy (minutos 9 y 11). Pero esto no asustó a los alemanes.

Los ingleses optaron por un fútbol más directo que le dio frutos. En una jugada de fortuna un disparo de Solskjaer dio en Zivkovic cuando se iba fuera y entró finalmente en la portería, corría el minuto 29.

A partir de ahí y hasta el final de la primera parte, el encuentro adquirió mucho más ritmo. Los de Klaus Toppmoeller respondieron con una oportunidad clara de Berbatov y otra de Basturk, ésta con un disparo tras una buena jugada personal.

El choque regresó de vestuarios un tanto más trabado, pero pronto el Bayer Leverkusen se hizo con el mando, y Basturk, de nuevo, estuvo cerca de empatar con un disparo desde dentro del área ante la pasividad de la defensa local. Poco después Michael Ballack acercó al líder de la Bundesliga a la final de Glasgow al rematar perfectamente un buen pase de Schneider en el minuto 62. Las cosas no pintaban bien para los diablos rojos. Butt, Scholes y Verón eran incapaces de fabricar jugadas, hasta que la suerte vino a echarles una mano en un infantil penalti de Zé Roberto a Van Nistelrooy que éste transformó en el 2-1 en el minuto 67.

El conjunto visitante no se conformaba con perder por la mínima y perseveró hasta lograr la igualada con un gol de Neuville, quien resolvió un barullo en el área de Barthez a quince minutos del final.

Para los ingleses la única noticia buena hasta el pitido final del eslovaco Lubos Michel fue la reaparición de Roy Keane, quien seguramente será más importante dentro de una semana en Leverkusen.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.