Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ananda Dansa echa el cierre con un baile contra la violencia machista

La compañía valenciana de danza contemporánea se despide 38 años después de su creación

Bailarines de Ananda Dansa alzan a la actriz Rebeca Valls en un ensayo de 'Atman, el comiat'.
Bailarines de Ananda Dansa alzan a la actriz Rebeca Valls en un ensayo de 'Atman, el comiat'. EL PAÍS

Ananda Dansa echa el cierre. La compañía valenciana, una de las históricas de la danza contemporánea en España, con casi 40 años, no dejará de bailar por falta de trabajo ni de inspiración, sino por el paso del tiempo, por el fin de un ciclo y también porque la gestión pesa mucho. Así lo explica su directora artística, Rosángeles Valls, cofundadora, junto a su hermano Edison, de la compañía que atesora un Premio Nacional (2006) y 10 Max.

“Ha sido una decisión consciente y meditada. Se ha cubierto un ciclo de 38 años, en los que hemos tenido de todo, problemas económicos, artísticos, pero también reconocimiento, y creo que no se puede trabajar mejor y no queremos repetirnos. Y tal como están las estructuras en este país, no se puede trabajar tranquilamente, porque no existe una sostenibilidad para dedicarse solo a la creación. Tienes que estar siempre pendiente de la gestión administrativa de tantos años, de los pagos del IVA, de adelantar las subvenciones, de las pólizas, en definitiva, de estar más pendiente muchas veces de la gestión que de la creación relajada, y eso cansa mucho”, explica Rosángeles.

Minutos antes de un ensayo del que será su último espectáculo, Atman, el comiat (que significa alma, en sánscrito, y despedida, en valenciano), que se estrena mañana en la sala Martí i Soler del Palau de les Arts, la coreógrafa recuerda que han seguido un camino difícil con sus obras destinadas para todos los públicos. “Creo que somos la única compañía de las longevas que hacemos espectáculos plurales, con coreografías, escenografías y vestuarios nuevos, con composiciones musicales originales, y con al menos más de tres o cuatro bailarines en el escenario, con todo lo que eso encarece. Y los programadores siguen confiando en nuestro trabajo, que no nos falta”, explica.

En el escenario ya están preparados los 17 bailarines de entre 25 y 60 años que participan en la obra, acompañados por la actriz Rebeca Valls y por el cantante Jonatan Penalba, intérprete de cant d’estil, la antigua música popular valenciana con la que se expresaban sentimientos y se aligeraban las tareas del campo, y que se canta con la técnica melismática del flamenco y la tradición árabe. En el foso, músicos de la Orquestra de la Comunitat Valenciana, dirigidos por Cristóbal Soler, interpretan la partitura de Pep Llopis. “Lo más difícil ha sido encajar ese cante del batir trigo, que muchas que no tiene un compás, dentro de una estructura orquestal. Es un cante muy peculiar, siendo la madre del cordero de todos ellos, la malagueña y el fandango”, comenta el compositor habitual de la compañía.

Rosángeles Valls.
Rosángeles Valls. EL PAÍS

El espectáculo de despedida es ambicioso y trata una temática de actualidad: la violencia machista. “La ocasión merecía un espectáculo con amor y emoción: desde la crudeza de la muerte hacia la luz, en una invitación a dar las gracias por estar vivos”. La muerte es “la de esas mujeres que cada año pierden la vida a manos de sus parejas, ante los ojos aterrados e impotentes de sus hijos”, mientras “la vida es la de las mujeres y esos niños que han logrado escapar de la violencia”. “Y ahí estamos todas y todos, para tenderles la mano para recuperar la alegría de vivir”, señala la coreógrafa.

4.000 funciones

Su hermano no participa en esta última coreografía. El montaje se basa en material de Paloma Calderón, Cristina Maestre, Sara Canet, Miguel Machado, Renata Valls, Toni Aparisi y de la propia Rosángeles. Tras Divinas palabras, estrenado en 2018, los dos hermanos fundadores de la compañía se distanciaron. Ambos fueron los responsables de las 4.000 funciones que la compañía ha representado en 25 países. Pinoxxio (2015) es su obra más aclamada, con siete premios Max. Homenaje a K, Peter Pan y El mago de Oz también fueron muy bien recibidas por el público y la crítica.

La poesía de Vicent Andrés Estellés está presente en el nuevo espectáculo, obra que pretende ser un homenaje a los profesionales que han pasado por Ananda Dansa y también a la cultura valenciana. Se representará hasta el 2 de febrero en el Palau de les Arts. Luego se representará en Paterna, en el teatro Antonio Ferrandis, donde es compañía residente.

Rosángeles no cierra la posibilidad de que el espectáculo tenga más vida, pero admite la dificultad de viajar por el encarecimiento que supone. Ella quiere continuar creando de manera más sosegada en proyectos que surjan, pero insiste en que Ananda ya ha acabado un ciclo, tras resistir “todos los envites de los gobiernos de España y 20 años del PP en la Comunidad Valenciana”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >