Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Héroes de andar por casa

'Mac y su contratiempo', de Enrique Vila-Matas, y 'Clavícula', de Marta Sanz, entre los títulos destacados por la autora

Héroes de andar por casa

El lector que frecuente las casetas de la Feria del Libro encontrará, entre los recientes títulos de narrativa española, un amplio abanico donde elegir.

Con Mac y su contratiempo, de Enrique Vila-Matas, disfrutarán de una novela que, aparte de una lúcida radiografía del presente ceñida a un barrio barcelonés habitado por algunos personajes excéntricos, le ofrece un estimulante juego metanarrativo a través de la sugestiva y penetrante lectura que el narrador hace de una obra que contiene gran parte de las claves del singular universo vilamatiano, al par que un homenaje a la literatura. En buena medida, también en El monarca de las sombras Javier Cercas ofrece al lector la posibilidad de acompañarlo en el periplo que le lleva a indagar en un episodio de la historia familiar aureolado de leyenda y desentrañar lo realmente sucedido en torno a la muerte de su tío abuelo, joven falangista caído en combate durante nuestra Guerra Civil.

La mujer real que hay en la escritora Marta Sanz se nos muestra en Clavícula, que trata de la experiencia personal del dolor —físico y anímico— a través de unas páginas donde alternan la crónica, las apuntaciones diarísticas, un cuento, microrrelatos, lecturas y referencias a la obra propia o a otras afines al tema que la ocupa, autobiografía, correspondencia electrónica, sueños y coloquio íntimo.

La vida negociable, de Luis Landero, es una novela subyugante, una obra redonda que narra la lucha por la vida de un joven volcado en sobrepasar los estrechos márgenes de un mundo prosaico y mezquino. De factura apicarada, este relato de la forja del destino de un héroe común y corriente que, tras cada derrota, urde nuevos planes y fantasías es una gozosa lectura, repleta de humor, hilarante a ratos, que contiene episodios tan cómicos como absurdos y grotescos, cuyo conjunto traza un afilado retrato de la condición humana, con sus grandezas y sus miserias.

Quien quiera alejarse de nuestra realidad más cercana puede viajar con Irene Gracia y su Ondina o la ira del fuego hasta 1815 y asistir a una hermosa recreación de las veladas serafinas que celebraban el escritor E. T. A. Hoffmann y su círculo berlinés para “escuchar” una sucesión de relatos fantásticos enraizados en la mejor tradición del romanticismo europeo. También es esta una buena ocasión de aprovechar el rescate que la editorial Anagrama hace de las dos primeras novelas de Francisco Casavella —El triunfo y Un enano español se suicida en Las Vegas, feliz continuación del mundo inaugurado en aquella primera obra, verdaderamente fundacional— y de otros dos títulos destacados en la trayectoria de Luis Magrinyà, un soberbio díptico de historias dobles, con su haz y su envés, que ahora se edita conjuntamente: Habitación doble e Intrusos y huéspedes.