‘House of Cards’ renueva por una quinta temporada

La serie cambiará de responsable tras la marcha de su creador, Beau Willimon

Más información
La cuarta temporada de ‘House of Cards’ ya tiene fecha de estreno
Lo que piensa Frank Underwood de los candidatos españoles
Sin un ‘House of Cards’ español

Cuando todavía faltan varias semanas para el estreno de su cuarta temporada (el 4 de marzo en Estados Unidos, el 5 de marzo en Canal + Series), Netflix ya ha anunciado la renovación de House of Cards. La serie protagonizada por Kevin Spacey y Robin Wright y uno de los buques insignia de la plataforma online, ya tiene asegurado su regreso en 2017 con una nueva tanda de capítulos.

Sin embargo, esa quinta temporada llegará con un cambio importante detrás de las cámaras, ya que su creador y máximo responsable, Beau Willimon, abandonará la ficción. En un comunicado, Netflix agradece el trabajo de Willimon durante las cuatro primeras temporadas de la serie. House of Cards ha sido la primera incursión en la televisión para el guionista nominado a los Oscar por Los idus de marzo.

"Los productores, reparto y todo el equipo se une a nosotros para desear a Beau lo mejor en su siguiente aventura creativa", dicen desde Netflix sobre lo que parece una marcha en términos amistosos. "Tras cinco años y cuatro temporadas, ha llegado el momento para mí de moverme hacia nuevos retos, pero estoy tremendamente orgulloso de lo que hemos construido juntos, deseo a la serie mucho éxito en el futuro y la dejo en las manos de un equipo muy capaz", añade Willimon en el comunicado.

Todavía no se ha desvelado quién será el encargado de relevar a Beau Willimon al frente de la serie ganadora de seis premios Emmy y dos Globos de Oro en las tres temporadas que lleva en emisión.

Recibe el boletín de televisión

Todas las novedades de canales y plataformas, con entrevistas, noticias y análisis, además de las recomendaciones y críticas de nuestros periodistas
APÚNTATE
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS