Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fiebre por ‘Mad Men’ en Nueva York

La ciudad rinde homenaje a la serie de los publicistas con varios eventos

Jon Hamm, en 'Mad Men'. Ver fotogalería
El actor Jon Hamm, Don Draper en 'Mad Men', en el banco inaugurado el pasado lunes en Nueva York. AP

“Quedemos en Mad Men Avenue con Don Draper Way. Justo en El banco de Draper”. Hasta el verano, el número 1271 de la Avenida de las Américas pasará a ser llamado así y será un nuevo punto de cita en Nueva York, con un significado especial para los fans de la serie que el próximo 5 de abril (el 6 en Canal + Series) empieza a emitir sus últimos episodios.

El banco de Don fue desvelado al público en la gélida mañana del lunes. Es la silueta blanca y negra de Don Draper, la imagen icónica de la serie desde el principio, y está colocado justo delante del Time & Life Building, el edificio al que se mudaron los protagonistas de la serie cuando refundaron Sterling Cooper Draper Pryce. “Para nuestros mad men —y women— este edificio representaba un comienzo nuevo”, dijo en la presentación el presidente de la cadena AMC, Charlie Collier.

“Para el brillante creador de Mad Men, Matthew Weiner, la autenticidad era clave, así que cada detalle de la serie, de la arquitectura a los muebles o las vistas de la oficina esquinada de Don Draper en el piso 37, todo tenía que ser fiel a como era en el Nueva York de los años sesenta”, continuó Collier.

Weiner se pasó años documentándose sobre la ciudad en aquella década, cada restaurante, cada edificio que podían haber pisado aquellos publicistas, lo que vestían, lo que fumaban o lo que bebían. Esa minuciosa investigación le permitió que, salvo en el caso del piloto, pudieran rodar con un presupuesto menor en escenarios recreados en Los Ángeles en vez de en Nueva York. Jon Hamm, John Slattery, January Jones, Christina Hendricks y Elisabeth Moss fueron los primeros en sentarse en el banco que será un nuevo reclamo para adictos a la serie y a los selfies. Y el homenaje más simbólico que le da la ciudad a una de sus series favoritas.

Una despedida a la que el Museo de la Imagen en Movimiento de Queens también se ha unido con una exposición comisariada por el propio Matthew Weiner en la que se han recreado dos escenarios míticos de la serie —la primera cocina de Don y Betty y el último despacho de Don— y la sala de los guionistas tal y como la tenían el día que escribieron el último capítulo emitido el año pasado. Aunque breve, la muestra es un nostálgico recorrido por las siete temporadas, con notas personales de Weiner, vestuario de los protagonistas y objetos como la caja llena de recuerdos de la identidad real de Don Draper o el mueble bar de Joan.

Uno de los escenarios de 'Mad Men' recreados en el Museo de la Imagen en Movimiento de Nueva York.
Uno de los escenarios de 'Mad Men' recreados en el Museo de la Imagen en Movimiento de Nueva York. AP

La comida y, sobre todo, la bebida han sido elementos importantes en la serie. Y, por eso, Nueva York también ha querido despedir la ficción celebrando la Mad Men Dining Week, una semana en la que más de 30 restaurantes de la ciudad ofrecen cócteles o almuerzos inspirados en sus protagonistas y en la década de los sesenta. Entre la lista de locales está el P.J.Clarke’s donde Peggy, aún secretaria, celebró su primer éxito como publicista en la primera temporada; y el Barbetta, donde Betty ya casada con Henry se encuentra con Don y una joven cita.

Pero, sin duda, la despedida más emotiva y deseada por los fans serán las charlas que Matthew Weiner tiene programadas para las próximas semanas en distintos puntos de la ciudad y en las que ha prometido desvelar secretos ahora que se siente relajado con la serie terminada. Weiner empezó el tour la semana pasada en el Museo de Imagen en Movimiento y acabará en la Biblioteca Pública de la Quinta Avenida días después del final de Mad Men, programado para el 17 de mayo. El día en el que todos los fans probablemente quedarán en Mad Men Avenue con Don Draper Way. Justo en El banco de Draper.

Más información