Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rafael Cerro y Brandon Campos se recuperan de sus cornadas en Las Ventas

Los dos novilleros, ingresados en la clínica de la Fraternidad de la capital, sufrieron sendos percances ayer en la plaza madrileña

Los novilleros Rafael Cerro y Brandon Campos sufrieron ayer dos cornadas en la final del certamen de novilladas de abril de las ventas. Ambos se recuperan de sus heridas en la clínica de la Fraternidad de la capital, según han informado fuentes de sus cuadrillas.

El extremeño Rafael Cerro resultó herido anoche en los últimos compases de la faena al cuarto novillo, segundo de su lote. Sufrió una grave cornada de 20 centímetros en la zona escrotal que le penetra la cavidad abdominal. Paco Ortega, sobrino del torero José Ortega Cano y uno de los apoderados de Cerro, ha afirmado que ha pasado la noche "muy dolorido y con fuertes molestias".  Los médicos responsables de su seguimiento no han informado de plazos concretos en su recuperación, aunque prevén que esté ingresado toda la semana.

Cerro había estado valiente y muy firme toda la tarde tanto con el novillo hiriente como con el que abrió plaza.

El mexicano Brandon Campos, de 19 años, tuvo que ser operado anoche en el mismo hospital por una cornada de 15 centímetros en el muslo derecho, de la que se dieron cuenta al llegar al hotel una vez finalizado el festejo. Según su mentor, estará listo para torear de nuevo en unos 15 o 20 días.

En el festejo se lidiaron novillos de Guadaira, y un sobrero de Julio García para Rafael Cerro, que resultó ovacionado en su primer turno y fue premiado con la vuelta al ruedo en el cuarto, que dio su cuadrilla; Tomás Campos, que recibió ovación; y Brandon Campos, que fue silenciado.