Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El humorista Bill Maher dona un millón de dólares a la campaña de Obama

Hizo el anuncio durante una actuación en un programa de monólogos

El humorista Bill Maher.
El humorista Bill Maher.

Para acceder a la Casa Blanca tan necesario como los votos es el dinero. Detrás de cada candidato hay orquestada una gran maquinaria encargada de recaudar fondos. Los Comités de Acción Política (PAC en sus siglas en inglés) forman parte de la misma. La semana pasada uno de esos PAC, la Prioriti US Action, que apoya la reelección del presidente Barack Obama, recibió una gran aportación. Un millón de dólares (762.136 euros). El donante era Bill Maher, un famoso humorista de la televisión de Estados Unidos.

Maher anunció su donación durante su intervención en un espacio de monólogos que Yahoo emite por Internet. “Es la inversión más sensata que puedo hacer” dijo durante la actuación. El presentador animó a otros contribuyentes con recursos suficientes a hacer lo mismo y “dar hasta que duela”, bromeó.

Horas después en su cuenta de Twitter escribía, “El consejo más importante que haya recibido jamás en el mundo del espectáculo es que siempre debes llevar tu billetera al escenario”. Al día siguiente, Bill Burton, responsable de la recaudación de fondos del partido demócrata y exsecretario de Prensa de la Casa Blanca agradeció su “generosa” donación. “Vamos a invertir sus dólares en darles una patada en el trasero, como ha pedido”, bromeó parafraseando al propio Maher.

El humorista , que desde hace siete años presenta “Real Time with Bill Maher” en la cadena HBO, se define a sí mismo como un progresista de centro izquierda y en su programa, que combina monólogos con entrevistas y debates, ha abogado por la legalización de las drogas y de la prostitución.

La donación a favor de la PAC que apoya a Obama contribuyó a incrementar las contribuciones a favor de su campaña que desde el año pasado había recaudado 4,4 millones de dólares, más de la mitad procedentes del productor de Hollywood, Jeffrey Katzenberg. “Tener un país gobernado por Barack Obama en lugar de cualquiera de los precandidatos republicanos” es algo “que vale un millón de dólares”, explicó el portavoz de Maher un día después de su aportación.

Maher no siempre ha apoyado a políticos demócratas. En 1996 apoyó Bob Dole por ser el tipo de republicano a la vieja usanza que a él le gustaba. En 2000 se decantó por Ralph Nader a quien, cuatro años después, le pidió de rodillas que se retirará de la carrera por la presidencia de Estados Unidos para facilitar la victoria de John Kerry sobre George W. Bush.