Un grupo de activistas contra el cambio climático mancha de rojo la fachada del Congreso

Los manifestantes, alrededor de 50 personas vestidas con batas blancas, protestan contra la falta de medidas frente al calentamiento global

Los agentes de la Policía se llevan a los manifestantes de las escaleras del Congreso tras la protesta.Foto: SUSANA VERA (REUTERS) | Vídeo: EPV

Medio centenar de activistas contra el cambio climático se han concentrado este miércoles frente a la escalinata del Congreso de los Diputados, en Madrid. En un momento de la protesta, los manifestantes han manchado con tinta roja biodegradable la fachada de la puerta de los leones. Vinculados al movimiento denominado Rebelión Científica, protestan por la falta de acciones del Gobierno contra la crisis climática, y también contra la Ley de Cambio Climático y Transición Energética que el Congreso aprobó el año pasado, que consideran insuficiente.

Su protesta se produce dos días después de publicarse el informe del IPCC, el grupo de expertos de Naciones Unidas que sientan las bases sobre el calentamiento climático, sobre mitigación. El estudio concluye que las emisiones de efecto invernadero del mundo deben tocar techo antes de 2025 y luego caer drásticamente para evitar las peores consecuencias de la crisis climática. Pero los planes climáticos de los gobiernos del mundo no van en esa dirección y se espera que las emisiones sigan creciendo.

Además, la guerra está haciendo que muchos países estén aumentando las extracciones de combustibles fósiles y dando ayudas a esas fuentes de energías contaminantes, principales responsables del calentamiento global. El informe del IPCC pone en el punto de mira a esos combustibles y aboga por acometer reducciones muy profundas —en algunos casos del 100%― del uso del carbón, el petróleo y el gas para 2050 si se quiere cumplir con el Acuerdo de París.

Los manifestantes, muchos de ellos vestidos con batas blancas, se han sentado frente a la fachada principal del Congreso gritando consignas como “No hay planeta B” o “Sin planeta no hay futuro”, informa la agencia Efe. Además, portaban una pancarta en la que se leía: “Alerta roja. Escuchad a la ciencia”. Hasta 11 furgones del Cuerpo Nacional de Policía han acudido al lugar para desalojar a los activistas, mientras que los servicios de limpieza han emprendido luego las tareas para quitar la pintura de la fachada.

Puedes seguir a CLIMA Y MEDIO AMBIENTE en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

La información es la primera herramienta contra el cambio climático. Suscríbete a ella.
Suscríbete
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS