Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El maltratador que no paró hasta acabar con Nicole

Un joven encarcelado en España por el asesinato de su pareja afronta 29 años en Perú por intentar matarla dos años antes

Nicole Olaechea
Nicole, en una foto facilitada por su familia.

Alexander Delgado tenía 21 años el 24 de enero de 2017 cuando intentó presuntamente matar a Nicole Olaechea, de 18, en Ica (Perú). La Fiscalía del país andino pide 29 años de prisión por intento de feminicidio y violación. La joven no podrá asistir al juicio para explicar lo que vivió. El pasado 5 de agosto, dos años después de aquel episodio, Alexander fue detenido en España acusado de asesinarla de una paliza en el piso de L’Hospitalet de Llobregat donde ella vivía. La joven celebraba su 21 cumpleaños. Ambos tenían un hijo de un año y cinco meses.

El escrito de la Fiscalía recoge las nueve horas de maltratos que presuntamente vivió la joven en la habitación 32 del hotel Panorama de Ica, donde la llevó Alexander el 24 de enero de 2017. Ambos habían sido novios durante años hasta que, en octubre de 2016, Alexander se mudó a España, y rompieron. Aquel día, Alexander estaba de visita en Perú y no paró hasta encontrarse de nuevo con Nicole.

Cuando entraron al hotel, a las once y media de la noche, la joven ya estaba “atemorizada”: él la había golpeado porque ella le miró el móvil, según recoge el ministerio público. Ya en la habitación, él quiso revisarle el Facebook y ella se negó. Eso desató el siguiente resumen de las graves agresiones descritas por la Fiscalía: él “comenzó a propinarle puñetes” en la cabeza, en la cara, y por el cuerpo. Luego se subió “encima procediendo a ahorcarla con sus manos cogiéndola del cuello y presionando” hasta que ella se puso a temblar y acabó accediendo a abrir su cuenta de Facebook desde el teléfono de su presunto agresor mientras le pedía que no la golpease más. Mirar la cuenta, y leer los mensajes de Nicole con sus amigos provocó un “arranque enfermizo de celos” que hizo que Alexander Delgado la volviese a golpear mientras le decía que “nunca iba a estar con otra persona”. Él no la soltó hasta que la joven se estaba desvaneciendo. Al recuperarse la volvió a maltratar mientras le decía que “no iba a estar con nadie más porque él la iba a matar” y que “él sería su único marido y hombre”. Después de calmarse, le dijo que “la amaba y quería tener un hijo con ella” y la violó.

Las agresiones duraron hasta las tres y media de la madrugada, cuando Alexander se durmió, y volvieron a empezar a las ocho de la mañana. Ella entonces optó por escapar. “Tomó la decisión de hacerlo porque se dio cuenta de que si no lo hacía, él la iba a matar”, dice la Fiscalía. Nicole se puso una sudadera de Alexander y salió de la habitación “mientras gritaba pidiendo auxilio”. La joven “se tiró por las escaleras para evitar él que la alcanzase”. Se hizo daño en el codo izquierdo y en la pierna, pero logró llegar hasta el primer piso, donde la recepcionista la dejó salir por la lavandería. Alexander salió tras ella, pero no la vio y volvió de nuevo a la habitación. 10 minutos después la recepcionista vio salir al joven con las “prendas de ropa de vestir” de Nicole en la mano.

Corriendo descalza, y solo con la sudadera negra de Alexander puesta, Nicole pidió a un motorista que la llevase a casa y denunció a quien había sido durante años su pareja por intentar matarla y violarla. Nicole necesitó 3 días de atención médica por las heridas y 12 de baja.

Después de aquel 24 de enero, la pareja se reconcilió, y en septiembre de ese mismo año la joven se retractó de su declaración ante la policía. Dijo que fue al hotel porque quiso, aseguró que se pelearon los dos y negó que Alexander la violase. Para entonces, Nicole ya estaba probablemente embarazada (al ser asesinada, ambos tenían un hijo de un año y cinco meses).

Con cuatro meses de embarazo, Nicole se mudó a España con Alexander, donde siguió presuntamente el maltrato. La joven puso una denuncia contra él en L’Hospitalet de Llobregat. Cuando presuntamente la mató, Alexander tenía una orden de alejamiento de ella.

Encarcelado en España, Alexander pide el sobreseimiento de la causa en Perú por intento de feminicidio y violación, alegando que contra él solo está la declaración contradictoria de Nicole. En el escrito de defensa presentado por su abogado, se pide la declaración de la joven en el juicio. El tribunal, en una vista previa el 7 de octubre, denegó tal petición puesto que Nicole está muerta.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >