Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TELEVISIÓN CRÍTICA i

La atención televisiva se enfría

TV3 siguió con un silencio sacramental los discursos de los oradores, como si fuera el canal de la ANC

La Diada 2019
Un equipo de TV3 en la plaza Espanya durante la Diada.

El seguimiento de la Diada por parte de las televisiones ha sido claramente menos intenso que el del año pasado. TV3 ha estado pendiente toda la jornada. ARV, de La Sexta, la ha seguido suficientemente. Los desayunos de TVE, que en 2018 se hicieron desde Barcelona, esta vez no se han movido de Madrid y han abierto con el espléndido “poneos de acuerdo” de José Sacristán.
El juicio de Ana Julia Quezada y el pleno del Congreso, con los aguijonazos entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, han sido previsibles anzuelos informativos. Con diferentes intensidades, según la emisora. Ana Rosa Quintana (Telecinco) y Susanna Griso (Antena 3) abrían la mañana con el juicio. Y cuando hablaban de la Diada, los tertulianos de Quintana estaban particularmente excitados en contra. Los dos programas han tenido una curiosa coincidencia, que no sería la única de la jornada entre las dos televisiones. A las diez menos cuarto, el economista Gay de Liébana, a preguntas de Quintana, preocupada porque la Generalitat se gasta 600.000 euros, aclaraba que no era una jornada de consumo. El problema, dijo, “es que no es una fiesta de todos”. Tres minutos después, en Telecinco, el mismo invitado hablaba de la incidencia económica que puede tener la parálisis política catalana.

Entre los subrayados de ARV: la división del independentismo (JxCat y ERC “no se tragan”, decía Miquel Giménez) y la pitada a Torra en el Fossar de les Moreres, sobre la cual TV3 pasó de puntillas. En cambio, la emisora catalana estuvo atenta a las recriminaciones de Casado a Sánchez sobre Cataluña y a la petición de Rivera para que no atrase un nuevo 155.

TVE, al margen de la tertulia matinal, se puso a las dos con el informativo catalán. Después, el circuito catalán seguiría la concentración de la tarde. El titular de su telediario catalán fue factual, sobre el desfile de las instituciones ante el monumento a Rafael de Casanova. Con la locución se hizo el análisis: la Diada estaba marcada por la tregua entre los independentistas y por la inminencia de la sentencia. TV3, en su titular, solamente la veía marcada por la sentencia. Y la elección informativa más marciana la hicieron Antena 3 y Tele 5 en sus telediarios del mediodía. Las dos encabezaron la noticia con la misma anécdota: Himno español en la Diada. Y es que un vecino de la Ronda de Sant Pere, desde su ventana, puso el himno español a todo volumen mientras el presidente de la Generalitat hacía la ofrenda floral. Una noticia (¿?) que pusieron en el cuarto lugar (Antena 3) y tercero (Telecinco) de las respectivas parrillas informativas.

La concentración de la tarde fue seguida en directo por TV3, La 2 y Betevé. La 2, con las imágenes de la manifestación de decorado, organizó una tertulia. Dar una entrevista al máximo dirigente de Societat Civil Catalana mientras el vicepresidente de Òmnium hacía su parlamento pareció contraprogramación. TV3, en cambio, siguió con un silencio sacramental de sus periodistas todas las proclamas y discursos que hacían los oradores. Sin comentarios. Como si fuera el canal de la ANC. Un silencio que retrasó, por ejemplo, la información sobre la asistencia a la concentración. Mientras otras emisoras ya daban que eran unos 600.000, según la Guardia Urbana, el espectador de TV3 lo ignoraba. Finalmente, dieron la cifra y lo hicieron correctamente, suministrando la comparativa, menguante, con los años del millón. La retransmisión acabó con una entrevista, con cuatro cómodas preguntitas, al presidente Torra. Por cierto, la tan publicitada conexión con móviles 5G ofreció un modestísimo resultado.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >