Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Senyora pirotècnica, pot començar la revolució”

Decenas de miles de personas, 220.000, según la Delegación de Gobierno, recorren Valencia en una manifestación masiva que reclama igualdad y denuncia el machismo

Una vista aérea del frente de la manifestación que arrancó en la calle de Xàtiva de Valencia.
Una vista aérea del frente de la manifestación que arrancó en la calle de Xàtiva de Valencia.

Un torrente de decenas de miles de personas ha inundado la ciudad de Valencia para reclamar la igualdad, para denunciar la discriminación de la mujer, para pedir simplemente poder "ser libre", sin necesidad de ser "valiente" cuando se vuelve sola a casa, como decía una pancarta de un grupo de adolescentes de Segundo de ESO del IES Rascanya. Ha sido una de las manifestaciones más multitudinarias que se recuerdan en Valencia.

La Policía Local no ha facilitado ninguna estimación, pero sí la Delegación de Gobierno, que ha cifrado la afluencia en unas 220.000 personas, muchas más que el pasado año. Sin duda, la lentitud de la marcha y las fotos panorámicas han evidenciado una asistencia masiva. No en vano, una de las dos marchas en que se dividió inicialmente la manifestación en busca de movilidad aún no había llegado al destino final, las Torres de Serrano, tres horas después del arranque, y solo para recorrer unos tres kilómetros.

Tres manifestantes de Valencia. ampliar foto
Tres manifestantes de Valencia.

Mucha gente joven, sobre todo mujeres y de diferentes generaciones, se han congregado sin incidentes de relevancia lanzando proclamas a favor de la igualdad y contra el machismo, como 'No somos histéricas, somos históricas', 'Lo que no tuvo mi madre lo quiero para mi hija' y otras más extendidas. Tal vez la mayor singularidad valenciana ha sido uno de los gritos finales de una de las cantantes de albaes (con versiones muy feministas), que aludía al clima fallero que vive la ciudad y al tradicional anuncio masculino previo a una 'mascletà': "Senyora pirotécnica, por començar la revolució". También se ha recordado a la fallecida ministra de Cultura y escritora feminista Carmen Alborch con la gegant, la figura que la representó cuando aspiraba a la alcaldía de Valencia. Los socialistas la han sacado para la marcha.

Antes de iniciar la marcha la vicepresidenta de la Generalitat Valenciana, Mónica Oltra, y el presidente, Ximo Puig, han coincidido en subrayar la importancia de la reivindicación del 8 de Marzo y han considerado que "el que no está" en la manifestación "se lo está perdiendo" y "tiene un grave problema", informa Europa Press. Puig y Oltra han portado una pancarta junto al resto de integrantes del Gobierno autonómico y el alcalde de Valencia, entre otros, con el lema 8 de Març. Dia Internacional de les Dones. Vull ser com. La vicepresidenta del Ejecutivo valenciano, Mónica Oltra, se ha referido a la decisión del PP de no participar en la manifestación y de su líder, Pablo Casado, y sí protagonizar hoy otros actos en la Comunidad Valenciana. Al respecto, Oltra ha afirmado que "Pablo Casado tendría que estar aquí hoy" y le ha recordado con ironía que "hay muchos días para visitar la Exposición del Ninot, que siempre es hermoso visitarla". Puig ha señalado que la desigualdad "afecta al corazón de la democracia" y que sin igualdad, "no hay democracia". Puig ha destacado ante los periodistas que los que no han acudido a esta manifestación "tienen un gran problema: no entienden la vida, no entienden la democracia".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >