Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Albert Rivera pone el pacto andaluz de ejemplo para quitar la llave del Gobierno a los independentistas

El líder de Ciudadanos apela en L'Hospitalet a “los desencantados" del PP y el PSOE para ganar las elecciones el 28-A

Celestino Corbacho, Albert Rivera e Inés Arrimadas, en el acto de Ciudadanos.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha llamado este sábado a ir a votar en las elecciones generales del 28 de abril para conseguir un Gobierno que lidere "la reconstrucción del proyecto de país" y que "quite las llaves del Gobierno a los separatistas". En un acto en L'Hospitalet de Llobregat y acompañado por Inés Arrimadas, que se presentará a las primarias para ir de cabeza de lista por Barcelona en las generales, Rivera ha apelado a "los desencantados" del PP y el PSOE, a los que ha asegurado que su partido puede integrar en "un proyecto transversal e inclusivo" que repita la experiencia del pacto en Andalucía. Rivera no se ha referido a VOX, el partido de ultraderecha que fue clave para alcanzar un cambio en la Junta de Andalucía, pero ha apelado a la construcción de "una casa común que no criminalice a nadie ni haga cordones sanitarios".

El líder de Ciudadanos ha contado en el acto con la presencia del exsocialista y exalcalde de L'Hospitalet Celestino Corbacho, que se integrará en la lista que apoya Ciudadanos en Barcelona, encabezada por Manuel Valls. Corbacho es, según Rivera, el ejemplo de lo que quiere el partido para alcanzar la presidencia del Gobierno. "Quiero un Gobierno transversal, un Gobierno de los mejores. Pedro Sánchez expulsa a los que no piensan como él o a los que son vetados por los independentistas, como hemos visto con Josep Borrell, al que ha enviado a Europa. Y en el PP también hay liberales que no quieren ser conservadores. Yo quiero unir a toda esa gente", ha dicho.

En plena precampaña por las elecciones del 28 de abril, Rivera ha cargado contra los partidos independentistas pero se ha centrado sobre todo en desacreditar al PP y al PSOE. Al primero lo ha acusado de tolerar el separatismo y al segundo directamente de ceder a su chantaje. "Yo me he sentido muchas veces desamparado. El Partido Popular dejó que se celebrara la consulta independentista del 9-N y en el 1 de octubre no actuó de verdad hasta que se declaró la independencia", ha asegurado.

Arrimadas, por su parte, ha criticado a los dos grandes partidos a cuenta de la mediación que en algún momento impulsaron o propusieron con los partidos independentistas. "Hemos sabido que Urkullu medió con Puigdemont. ¿Os imagináis a Albert Rivera aceptando una interlocución? Ante un golpe de Estado no hay nada que negociar, nada, solo aplicar la ley", ha afirmado.

Los líderes de Ciudadanos han presentado a su partido como la formación que puede impulsar un cambio alejado del independentismo y de la batalla entre izquierdas y derechas. "PP y PSOE están todo el día buscando las diferencias, todo el día hablando de Franco y del aborto. A mí no me veréis hablando de esto, yo quiero hablar de España", ha dicho Rivera. El presidente de la formación naranja ha asegurado que su partido es "abierto e inclusivo" y que trabajará para conseguir "la igualdad que necesitan las mujeres".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información