Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una aguja para abrasar las células de tumores de páncreas avanzados

Vall d’Hebron participa en un estudio para probar esta técnica quirúrgica

Intervención de un cáncer de páncreas con la técnica de radiofrecuencia intraoperatoria
Intervención de un cáncer de páncreas con la técnica de radiofrecuencia intraoperatoria

El tumor de páncreas es el cáncer más mortal. Es agresivo y escurridizo, pues las células tumorales se esconden detrás del estroma, que es una capa que rodea al órgano y, además de alimentar las células malignas, las protege de eventuales tratamientos para combatirlas, como la quimioterapia y la radioterapia. El pronóstico de este tipo de tumores es bastante malo y las alternativas terapéuticas, muy limitadas. Sin embargo, el hospital Vall d’Hebron de Barcelona participa en un estudio que puede arrojar luz al abordaje de este cáncer. La investigación quiere probar la eficacia de una técnica quirúrgica que consiste en introducir una aguja hasta las células tumorales e irradiarlas con calor hasta abrasarlas.

El hospital ya ha intervenido a tres pacientes, pero el resultado del estudio no estará disponible hasta 2021. La investigación está liderada por expertos del Academic Medical Center de Holanda a través de un estudio multicéntrico en el que Vall d’Hebron es el único participante español.
El estudio está dirigido a los pacientes con un adenocarcinoma localmente avanzado, un tipo de tumor hasta ahora inoperable porque afecta a venas y arterias mayores. La técnica quirúrgica en estudio consiste en introducir una aguja en el tumor y aplicar, a través de ella, temperaturas de hasta 80 grados centígrados, para abrasar las células tumorales y destruirlas. “Estas temperaturas tan elevadas abrasan literalmente el tumor, causando la muerte celular. Este proceso también facilita la exposición de componentes tumorales con el fin de que las células inmunológicas los ataquen”, explica la doctora Elizabeth Pando, del Servicio de Cirugía Hepatobiliopancreática y Trasplantes.

El nivel de especialización que requieren los facultativos que participan en esta radiofrecuencia interoperatoria, como se conoce esta técnica, es elevada. “Vall d’Hebron cuenta con un equipo multidisciplinar de alto nivel. El equipo de la doctora Teresa Macarulla, del Servicio de Oncología Médica, es responsable de la quimioterapia especifica para este tipo de tumores. Y los cirujanos seleccionamos y operamos a los pacientes para exponer el páncreas y que un experto radiólogo intervencionista, el doctor Xavier Serres, inserte la aguja en la zona tumoral y lleve a cabo la ablación”, apunta el doctor Joaquim Balsells, jefe clínico de Cirugía Pancreática.

Los expertos señalan que este estudio, que ha contado con la colaboración de la Fundación Bancaria La Caixa para realizar las tres intervenciones en Vall d’Hebron, puede abrir la puerta a un nuevo tratamiento de este tipo de tumores tan agresivos. “Este estudio va a demostrar si hay realmente beneficio con esta técnica en comparación con la quimioterapia, el tratamiento que se utiliza habitualmente cuando no se puede operar”, señala Pando.

Los cirujanos del Hospital Vall d’Hebron han operado a pacientes elegidos aleatoriamente, dentro del registro de personas con este tipo de cáncer que cumplían con los requisitos impuestos por los médicos.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >