Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El metro de Barcelona detecta amianto en uno de sus convoyes

La empresa insiste TMB en que el asbesto encontrado en la pintura del suburbano no reviste ningún peligro para la salud

Metro Barcelona amianto
Metro de Barcelona

Los técnicos que están haciendo una auditoría para hallar compuestos de amianto en las instalaciones de la red del metro de Barcelona han detectado que una pintura anticorrosiva usada en los bajos de un convoy está hecha con crisótilo, un derivado del amianto, que no reviste ningún peligro para la salud de los usuarios.

Fuentes de TMB han explicado a Efe que la pintura bituminosa encontrada en los bajos de uno de los convoyes no está al alcance de nadie y únicamente será necesario aplicar el protocolo cuando el tren, que circula por la línea 1, vaya a las cocheras para ser sometido a las revisiones técnicas.

La pintura será marcada para indicar a los operarios que no deben manipularla y solo ha sido encontrada en uno de los cinco trenes revisados hasta ahora. El hallazgo de esta pintura permitirá, según un portavoz de TMB, "saber dónde está y tratarla adecuadamente para que sea tenida en cuenta en las operaciones de mantenimiento".

TMB ha insistido en que la pintura no reviste ningún peligro para la salud de los usuarios y de los conductores y que su hallazgo ha sido fruto de una exhaustiva auditoría que llevan a cabo desde hace meses para encontrar compuestos de este material que se hubiera podido utilizar antaño en las instalaciones de la red del suburbano barcelonés.

La compañía también ha asegurado que la presencia de esta pintura no es motivo para retirar del servicio el convoy "porque no hay contacto posible" y solo será necesario "seguir un protocolo cuando se haga el mantenimiento en las cocheras".

La pintura en cuestión tiene, además, un bajo porcentaje del derivado del amianto y su existencia se ha filtrado a la prensa cuando la empresa ha comunicado a los delegados sindicales el hallazgo.

Según ha informado El Periódico, TMB ha informado esta tarde en un comunicado interno a los trabajadores del metro de "la presencia de amianto no friable (crisólito entre el 5 y 10%) en la pintura bituminosa de un tren de la serie 4.000". La pintura "se encuentra en zonas fuera del alcance del pasaje, concretamente en la zona bajo bastidor y estructura interior de caja" y es una protección anticorrosión de los trenes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >