Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PATIO DE VECINOS

“La escuela pública nos dio una oportunidad a mucha gente de familias humildes”

El jefe de datos de Telefónica pronunciará este martes el pregón de las fiestas de Móstoles, la ciudad donde creció

Chema Alonso, ejecutivo y experto en seguridad de Telefónica.
Chema Alonso, ejecutivo y experto en seguridad de Telefónica.

Chema Alonso ha cancelado una conferencia de trabajo en Alemania para poder pronunciar este martes el pregón de las fiestas de Móstoles, la ciudad obrera al sur de Madrid donde se crio. Se hizo conocido en el mundillo hacker dando conferencias por todo el globo y ahora es ejecutivo de Telefónica, con despacho en el moderno complejo de edificios que la teleco española tiene en Las Tablas. Como jefe de datos, dirige un equipo de 500 informáticos especializados en ciberseguridad, inteligencia artificial y otras tecnologías punteras. El salto del sur al norte de Madrid no ha cambiado su aspecto. Sigue vistiendo camiseta y jeans negros como un rockero. Aunque es septiembre, para la foto de esta entrevista saca del cajón de su despacho el gorro de nieve que le ha hecho reconocible en vídeos de YouTube o entrevistas de televisión.


Pregunta. ¿Se acuerdan del pequeño Chema por Móstoles?

Respuesta. Por suerte no llego al punto de que me reconozca todo el mundo, pero de vez en cuando me paran y me piden una foto. Sigo yendo mucho. Allí vive mi madre y tengo mi startup, 0X Word. Me hace mucha ilusión que me hayan elegido para el pregón. La gente allí es muy amable y cariñosa.

P. ¿De qué vas a hablar?

R. Le estoy dando vueltas. El Móstoles en el que crecí tiene una historia peculiar. Es una ciudad dormitorio que se expandió muy rápido. Como todo buen niño del Móstoles de aquella época, yo cambié mucho de colegio porque no había espacio. Éramos cuarenta y pico alumnos por clase y los colegios no tenían ni nombre, solo les ponían un número: el Móstoles 4, Móstoles 5, 6, 7, 8... Eran edificios todos iguales, de copiar y pegar

P. ¿Cómo descubriste los ordenadores?

R. Empecé a programar con 12 años con un ordenador Dragón en una academia de Móstoles que se llamaba Rus. Yo había visto la película Tron (sobre un programador) y estaba emocionado. En la academia tenían un cartel en la puerta que decía 'La informática es el futuro' y yo me lo creí. Y ellos acertaron.

P. ¿Y los niños de ahora quieren ser como tú?

R. Todos los días recibo entre 10 y 15 mensajes de chavales que me dicen que les gustaría ser como yo. Creo que les gustan los vídeos que publico en YouTube.

P. Me imagino que muchos te pedirán trabajo.
R. Ahora tenemos una competición muy intensa por el talento con gobiernos y empresas de todo el mundo. Sobre todo porque la tecnología avanza muy rápido. Hace cinco años necesitábamos muchos científicos de datos pero hoy ese tipo de habilidades son más comunes. Ahora nos hacen falta expertos en inteligencia artificial y es más complicado encontrarlos. Buscamos gente que sea capaz de aprender y de transformarse a sí mismos.

P. Debes tener un equipo muy joven.

R. No te creas. Tenemos de todo. Hay chavales jóvenes y veteranos. Yo tengo ya 43 años y ten en cuenta que la tecnología informática no es una disciplina nueva. Ya cualquier persona con 30 años ha vivido toda su vida rodeado de ordenadores.

P. ¿Te cuesta encontrar talento en España?

R. El nivel en España en materia de ciberseguridad o inteligencia artificial es muy, muy bueno, a pesar de que, por desgracia, tenemos una visión muy negativa de nosotros mismos. Si vas a Google, Facebook, Microsoft y otras grandes multinacionales tecnológicas vas a encontrar a españoles dirigiendo algunos de sus equipos.

P. ¿Y por qué es tan bueno el nivel en España?

R. Porque durante mucho tiempo se apostó por la educación pública: mucha gente de familias humildes, como yo, tuvimos la posibilidad de formarnos. La escuela pública nos dio una oportunidad y pudimos ser los primeros de nuestras familias en ir a la universidad.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram