Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía denuncia falta de agentes en la primera noche de las fiestas del Orgullo

Un joven ha resultado herido leve y la ambulancia del Samur no ha podido entrar ante la gran concentración de personas en las plazas

Botellón esta madrugada en la plaza de Chueca.
Botellón esta madrugada en la plaza de Chueca.

La primera noche de las fiestas del Madrid Orgullo (MADO), que se celebra hasta el próximo 8 de julio, ha constatado la falta de policías municipales para vigilar y controlar a los miles de personas que se divertían en el barrio de Chueca. Así lo han denunciado algunos mandos y sindicatos del cuerpo, que se han quejado de la falta de planificación de la dirección. Los funcionarios que estaban de servicio tuvieron que pedir refuerzo a compañeros destinados a otros servicios e incluso se planteó la necesidad de que acudiera la Policía Nacional. El Ayuntamiento asegura que se trata de "incidentes aislados" y que no se puede generalizar la falta de seguridad.

Un comunicado de la emisora de la Policía Municipal recoge cómo los agentes destinados en Chueca dicen a los mandos de guardia que la ambulancia del Samur que va a entrar a atender a un joven herido lo haga en dirección prohibida por la calle del Barquillo, ante la imposibilidad de acceder por el resto de calles. Parte de ellas estaban cortadas por obras. El joven sufrió una herida superficial por debajo de una oreja. Fue trasladado al hospital Gregorio Marañón.

Los policías denuncian que solo había cuatro o seis agentes destinados a las plazas de Chueca y del Rey (frente al Ministerio de Cultura) para atender a más de 3.000 personas que hacían botellón. En el comunicado de la emisora, los agentes reconocen que es "imposible actuar" y que hay "un elevado sonido musical" con altavoces distribuidos por la plaza. "No somos patrullas suficientes para intervenir en la plaza ni tenemos los medios apropiados. A ver si puede avisar al jefe de guardia y a efectivos que puedan controlar esto o bien avisar a Policía Nacional", detalla un funcionario. "Imposible actuar aquí, con las personas que somos. Está todo lleno de gente bajo la influencia de la ingesta de alcohol y quizás de algo más", añade otro a través de la emisora.

Según denuncian los agentes, cada tres minutos se les acercaba alguna persona a la que habían robado o pegado, además de intoxicaciones etílicas. "A los compañeros se les caía la cara de vergüenza porque no podían hacer nada y ciudadanos quejándose", protestan los afectados. Los funcionarios también aseguran que se produjeron al menos dos avalanchas en las plazas, sin que pudieran actuar por falta de medios y efectivos. "Menudo descontrol... Y eso que es el primer día gordo del Orgullo. Ni un solo dispositivo para las fiestas. Mañana se va a liar como no haya más policía y el fin de semana que viene, que es lo grande de verdad ni me lo quiero imaginar, si hay este descontrol con esta afluencia.  Y la seguridad está garantizada. ¿La de quién? La de la gente que había allí desde luego no, y la de los policías menos", añadían los funcionarios.

Los policías desplazados pidieron el refuerzo de la Unidad de Apoyo a la Seguridad (UAS, especie de antidisturbios del cuerpo), pero estos no pudieron acceder ya que estaban en otros servicios. Madrid registró anoche cuatro conciertos: Operación Triunfo en el estadio Santiago Bernabéu, el Download en la Caja Mágica, Pablo Alborán en el Palacio de Deportes y el último en la plaza de Colón.

La plaza del Rey, tras el botellón de esta pasada madrugada.
La plaza del Rey, tras el botellón de esta pasada madrugada.

El sindicato CSIT-UP ha denunciado la falta de planificación y la peligrosidad que supone esta situación para los agentes destinados en Chueca. "Estamos alarmados por la situación que sucediendo con los compañeros, por falta de conciliación familiar y la eliminación de descansos y prolongaciones de jornada, en la que los agentes se encuentran exhaustos. El Ayuntamiento parece que no es consciente y aún así sigue con esas imposiciones. Esto cada vez más parece un cuerpo militarizado", ha criticado el secretario del sindicato José Francisco Horcajo.

Los policías ya denunciaron el pasado jueves que no había agentes suficientes para garantizar la seguridad de las fiestas del MADO. Empapelaron las calles de Chueca.

Una portavoz del Ayuntamiento de Madrid ha explicado que la Policía Municipal tenía previsto el dispositivo de seguridad desde el próximo miércoles, cuando se leerá el pregón de inicio de las fiestas del MADO. Eso sí, ante la posibilidad de que aumentara el número de visitantes, se reforzó la vigilancia en la ciudad "ante el amplio número de actividades simultáneas". Según esta portavoz, la seguridad de la noche del viernes "funcionó con normalidad y éxito", lo que no impide que existieran "incidentes aislados". También ha hecho un llamamiento a "la responsabilidad de todas las partes implicadas en el proceso del nuevo convenio colectivo" y ha reclamado que no se instrumentalicen "casos aislados que no reflejan la realidad de la eficacia de los dispositivos y la normalidad que ha vivido esta noche la ciudad".

El concejal de Seguridad, Javier Barbero, ha defendido en las últimas semanas que la seguridad del MADO estaba garantizada y que confiaba en la profesionalidad y eficacia de la Policía Municipal.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información