Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una mujer muere ahogada en Tarragona mientras Salvamento Marítimo remolcaba su barco

La víctima había pedido auxilio tras quedar a la deriva en medio del temporal

El Salvamar Polaris arrastra a otra embarcaión.
El Salvamar Polaris arrastra a otra embarcaión.

Rescate con consecuencias trágicas en la costa de Tarragona. La tripulante de una embarcación que se vio sorprendida durante la noche del miércoles por un fuerte temporal de olas y viento murió tras caer al agua cuando la patrullera de Salvamento Marítimo trataba de acercarla al puerto de l'Ametlla de Mar. Fuentes de Salvamento Marítimo han detallado que la escasa visibilidad y el fuerte oleaje dificultaron las tareas de rescate y que, pese a que se movilizó un helicóptero, cuando la mujer fue rescatada del agua no fue posible reanimarla.

Fue poco después de las diez de la noche del miércoles cuando el centro de coordinación de Salvamento Marítimo en Tarragona recibió una comunicación de aviso. Los cuatro tripulantes de la embarcación de recreo Ursus solicitaban ayuda tras haber quedado a la deriva frente al puerto de l'Ametlla de Mar. La embarcación, de seis metros de eslora, sufrió un problema en el motor y se vio atrapada en un fuerte temporal de mar. Soplaban vientos de hasta 100 kilómetros por hora y había un fuerte oleaje. Antes de la medianoche la patrullera de Salvamento Marítimo llegó a la zona y empezaron las maniobras de rescate. Íñigo Landeta, jefe del centro de Salvamento Marítimo en Tarragona, pone de manifiesto que, pese al fallo en el motor, el barco a la deriva se hallaba en buen estado y que se optó por dejar a los cuatro tripulantes a bordo y optar por una maniobra de arrastre hasta el puerto. "Era más seguro remolcar que intentar transbordar a cuatro personas, en la oscuridad y con fuerte oleaje", señala Landeta.

Se encontraban a seis millas de l'Ametlla de Mar y fue durante las tareas de remolque cuando el Ursus volcó. Los cuatro tripulantes cayeron al agua. Tres de ellos fueron rescatados pero una mujer quedó debajo del buque. Cuando los servicios de emergencia lograron llegar hasta a ella, la víctima estaba inconsciente. Tenía el chaleco salvavidas agarrado con la mano pero no lo llevaba puesto. Una de las hipótesis es que se lo hubiera sacado voluntariamente para tratar de zambullirse debajo del barco y poder escapar hasta la superficie.

Según ha informado el Diari de Tarragona, la víctima es una vecina de Vila-seca, de 27 años de edad.