Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colau se muestra “decepcionada” tras el discurso de Torra en el Parlament

"No sirve para resolver las cosas ni para avanzar", afirma la alcaldesa de Barcelona

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, el pasado viernes.
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, el pasado viernes.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, se ha mostrado este domingo "decepcionada y triste por como se ha planteado la investidura" del presidente de la Generalitat que ayer comenzó en el Parlament con el discurso del candidato Quim Torra. "No sirve para resolver las cosas ni para avanzar". La alcaldesa también ha afirmado que el hecho de que la investidura dependa de nuevo de la CUP "da sensación de déjà vu, no hay estrategia, da la sensación de estar en un bucle".

Colau ha reprochado a Torra la idea que defendió de república: "Hay que construirla con el conjunto del país, no diciendo 'venid todos conmigo a asumir lo que hago', es una idea excluyente que deja fuera a millones de ciudadanos".

La alcaldesa ha lamentado, por ejemplo, que Torra no respondiera al diputado de Catalunya En Comú, Xavier Domènech, cuando le preguntó sobre sus tuits sobre "los españoles" y, concretamente, qué piensa de la gente que hoy se siente española en Cataluña: "Quedó sin explicación". "Seamos de izquierdas o derechas no podemos aceptar visiones del nacionalismo más excluyente que nunca representa a Cataluña".

Reconocer errores

Colau ha sido crítica con la actitud del Gobierno español, pero también con la Declaración Unilateral de Independencia (DUI) y ha dicho que "estropeó" el momento de "apertura democrática" surgido del día del referéndum del 1 de octubre y fue "un paso atrás". La alcaldesa ha considerado que, "denunciada la judicialización y la represión hay que mirar atrás y ver las cosas que se han hecho mal", tanto desde el Estado como en Catalunya. Colau ha emplazado a los líderes independentistas a "reconocer errores y no hablar del 1-O como si fuera un referéndum vinculante que los mismos observadores internacionales dijeron que no lo era".

La alcaldesa ha revelado que el mismo día que el expresidente Carles Puigdemont declaró la DUI le pidió que convocara elecciones y se ofreció "para salir a su lado, como hicieron otros alcaldes o personas del País Vasco". "Denunciamos el 155, pero en términos catalanes la DUI solo hacía daño porque dividía el país y suponía graves perjuicios políticos y económicos y no aportaba nada bueno", ha concluido.

Más información