Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La juez archiva el ‘caso Hormigón’ tras investigar a concejales y funcionarios de Vigo

La instructora concluye que hubo obras que no respetaron el procedimiento administrativo pero no aprecia infracción penal

Elecciones en Galicia 2016 Ampliar foto
El alcalde de Vigo, Abel Caballero.

La juez de instrucción número 1 de Vigo ha dictado auto decretando el sobreseimiento provisional y archivo de la causa contra varios concejales y funcionarios del ayuntamiento olívico en el conocido como caso Hormigón, al no ver acreditada la comisión del delito de prevaricación. Según el auto, no concurren los requisitos precisos para determinar que las personas investigadas (los concejales socialistas Isaura Abelairas y Santos Héctor Rodríguez, miembros del gobierno de Abel Caballero, y los funcionarios Francisco Javier G.O., Álvaro C.C., y Jorge M.R.) cometieron ese delito en la adjudicación de obras públicas.

La magistrada apunta en su resolución, con respecto a Santos Héctor Rodríguez y a Francisco Javier G.O., que los cambios en la obra de acondicionamiento del entorno de Garavilla no constituyen una infracción penal. Así, aunque se hicieron obras que no se correspondían con el proyecto inicial y que se apartan de la legalidad administrativa, no se puede hablar de una imposición arbitraria del capricho de una autoridad o un funcionario.

En la misma línea, sobre las actuaciones que se vinculan a Isaura Abelairas, Álvaro C.C. y Jorge M.R., afirma que tampoco son constitutivas del delito de prevaricación. Al respecto, el auto incide en que, si bien esas obras "no respetaron el correspondiente procedimiento administrativo", son actuaciones "a mayores" de las proyectadas, "fruto de necesidades imprevistas".

Esta investigación judicial se inició a raíz de una denuncia presentada por la Fiscalía en 2014. A lo largo del procedimiento llegaron a estar investigados seis concejales y exconcejales vigueses (de PSOE, PP y BNG), dos empresarios y casi una decena de técnicos. A medida que avanzaba la instrucción se fueron archivando las actuaciones con respecto a la mayoría de investigados y, finalmente, solo quedaron encausados los concejales Santos Héctor Rodríguez e Isaura Abelairas, y tres funcionarios. Ahora, la juez ha decretado el sobreseimiento y archivo con respecto a todos ellos y a la causa.