Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SOLSTICIO DE INVIERNO

Invierno luminoso en Madrid Río

Más de 1.600 faroles iluminaron el recorrido del pasacalles de luz que se celebró con motivo del solsticio

El pasacalles de luz en el parque de Madrid Río.
El pasacalles de luz en el parque de Madrid Río.

Madrid se llenó de luz para recibir al Invierno. Ayer, 21 de diciembre, a las 11.44 ocurió el solsticio invernal. Por la tarde, más de 3.000 personas lo celebraron en Madrid Río equipados de farolillos, la mayoría artesanales. Se acercaron a la ribera para formar parte del gran pasacalles de luz con el que el Ayuntamiento celebraba el fenómeno; el día más corto del año (en el hemisferio norte; en el sur es el más largo), el momento del año en el que el Sol alcanza su mayor altura aparente en el cielo. Algo que ya celebraban romanos, griegos e incluso en la Edad de Piedra.

Para muchos historiadores, estas celebraciones invernales tienen su origen en los cultos agrarios. Así, los romanos celebraban las festividades dedicadas a Saturno, dios del tiempo y la agricultura. Entre los rituales se incluía el intercambio de regalos y terminaban con el festejo del Sol Invicto, el 25 de diciembre. En Latinoamérica también se celebra; en Perú, por ejemplo, tiene lugar el Inti Raymi, una ceremonia inca que rinde homenaje al Sol.

En Madrid,  durante el pasacalles, promovido por el Área de Cultura y Deportes del Consistorio, fueron insectos de colores y estrellas de mar los que iluminaron -junto a 1.600 farolillos distribuidos por el recorrido- a la banda que ambientó la velada. "Siempre he festejado el 21 de diciembre por mi cuenta, porque es un momento que me emociona", decía Patricia, de 20 años en referencia a las tradiciones que hay en todas las culturas con respecto a este fenómeno. "Este año celebrarlo con todo Madrid no está nada mal" afirmó mientras cogía su farolillo para unirse al desfile.

Una procesión de animales luminosos -diversos insectos y fauna marina- surcó el parque contagiando a la gente el ritmo de la música. "A nosotras nos está gustando mucho el desfile, no hicimos farol porque ayer tuvimos examen en el cole" explicaron Clío, Liv y Carla, de 10 años. Pasaban las 20.00 y los asistentes empezaron a congregarse en el Puente del Rey para ver los fuegos artificiales, cuyos colores representaron la transición del otoño al invierno.

"Sácame que se vean los colores de los fuegos", "¿Esta vale para Instagram?" se escuchaba en el grupo de Jasna, Irene, Daniela y Carlos, estudiantes universitarios que celebraban por primera vez el solsticio. Gritos y aplausos despidieron el festejo en Madrid Río; una de las noches más mágicas del mes de diciembre y que marca el comienzo de la Navidad.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información