Presupuestos

El PSOE exige un “calendario” de gasto a Carmena para aprobar sus cuentas

Las negociaciones avanzan, pero los socialistas no descartan obligar a la regidora a prorrogar las cuentas

Purificación Causapié, portavoz del PSOE en el Ayuntamiento (izquierda) con Susana Díaz, presidenta de la junta de Andalucía.
Purificación Causapié, portavoz del PSOE en el Ayuntamiento (izquierda) con Susana Díaz, presidenta de la junta de Andalucía.Uly Martín

El grupo municipal socialista está "decepcionado" tras apoyar el año pasado los presupuestos municipales de Ahora Madrid y comprobar este mes que el Ayuntamiento solo había gastado el 60% de lo comprometido. Por eso la portavoz socialista, Purificación Causapié, quiere imponer al gobierno municipal un "calendario" de ejecución para 2017. Sin esa condición, el PSOE no está dispuesto a renovar su confianza. Tras una reunión celebrada este martes con la alcaldesa, Manuela Carmena, los socialistas revelan que las negociaciones avanzan, pero no descartan obligar a la regidora a prorrogar las cuentas.

Más información
Carmena propuso a Cifuentes llevar la Ciudad de la Justicia a Chamartín
Carmena y Colau, dos proyectos sociales frente a frente

La tramitación de los presupuestos municipales de 2017 está tensando las relaciones entre Ahora Madrid y el PSOE. Los socialistas supeditan su apoyo a un paquete de enmiendas y proyectos que afectan a 160 millones de euros. De momento, las dos formaciones han llegado a un acuerdo sobre algo más de la mitad de esos fondos (86 millones), pero la otra parte queda por cerrar a solo diez días de fin de año. En concreto, Ahora Madrid y PSOE siguen en desacuerdo sobre proyectos vinculados a la formación profesional, el área de cultura y el plan para promover la industrialización en la capital.

La alcaldesa, Manuela Carmena, se reunió este martes con Purificación Causapié, portavoz del grupo socialista en el Ayuntamiento. La negociación fue más fructífera que en los encuentros de la semana pasada, a los que acudió el delegado del Área de Economía, Carlos Sánchez Mato. Esta vez, además del edil, estuvo la alcaldesa, acompañada por sus colaboradores más estrechos: la concejal de Equidad, Marta Higueras, y el coordinador de la alcaldía, Luis Cueto.

Acuerdo sin cerrar

Después de la reunión, Higueras dijo que el Ayuntamiento está estudiando las propuestas del PSOE, que considera enriquecedoras para las cuentas municipales. Sin embargo, no dio por cerrado el proceso de negociaciones. Causapié también confirmó que algo se "está avanzando", pero añadió que la posición de su grupo sigue siendo negativa ante los presupuestos de Ahora Madrid. "No es una cuestión de tiempo, depende de que la negociación sea fructífera", explicó la socialista ante las preguntas sobre la agenda de los próximos días.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El año pasado, el voto favorable del PSOE fue necesario para investir a Carmena y para sacar adelante las cuentas municipales. Entonces los socialistas supeditaron su apoyo a unos cambios presupuestarios por valor de más de 22 millones de euros, que calificaron de "líneas rojas". Aquellas cuentas fueron pactadas previamente con el PSOE, mientras que este año el Ayuntamiento elaboró de forma autónoma los presupuestos, y solo después se los entregó al PSOE.

Además, muchos de los proyectos consensuados el año pasado han quedado sin ser ejecutados, algo que los socialistas tildan de "muy decepcionante". En general, el gobierno de Ahora Madrid no ejecutará el 40% de las inversiones prometidas para el actual ejercicio. Esta muestra de ineficiencia en la gestión administrativa fue un punto de inflexión para los socialistas, que temen que muchos de los 220 millones que Ahora Madrid no supo invertir acaben en pago anticipado de la deuda municipal a las entidades bancarias.

Los socialistas reaccionaron la semana pasado dando un golpe en la mesa. Dijeron estar "muy lejos" de un acuerdo con Ahora Madrid y amenazaron con obligar a Carmena a prorrogar las cuentas: algo inédito en el Ayuntamiento de Madrid. No obstante, este martes algo se movió. Causapié admitió haber detectado "buena disponibilidad" en Ahora Madrid y dijo estar interesada en que, sobre todo, se llegue a un "buen acuerdo".

Para ofrecer su apoyo, el PSOE exige que se ejecuten el 100% de las inversiones fijadas para 2017. Por ello, quieren establecer un "compromiso calendarizado" que convierta en realidad tanto sus enmiendas como las políticas que las acompañan. "Nos preocupa la ejecución de los presupuestos, y queremos convertir en compromisos políticos algunas de las enmiendas", afirmó la portavoz del PSOE.

Cuestión política

La cuestión, además de presupuestaria, es también política, y se sustancia en que los miembros de Ahora Madrid tienen que asegurar poder y querer cumplir con sus promesas, además de tener más en cuenta a los socialistas en sus gestiones diarias. Por ello, el PSOE dice no tener prisa: "No creo que sea una tragedia no aprobar los presupuestos [este mes]. Creo que sería mucho más trágico para la ciudad de Madrid no tener unos buenos".

El grupo socialista tiene previsto debatir lo ocurrido el jueves. Entonces decidirá su posición y las prioridades en las siguientes rondas negociadoras. Además de los problemas detectados con respecto a políticas vinculadas a las áreas de empleo y cultura, el PSOE pide también más dinero para limpieza y la ampliación de aparcamientos disuasorios. "Me mostraré optimista el día que tenga un buen acuerdo", concluyó Causapié.

Un paquete de enmiendas que afectan a 131 millones

El PSOE condiciona el sí a la aprobación de los presupuestos a la aceptación por parte del gobierno municipal de 160 enmiendas, que afectan a 131 millones, y 99 propuestas de inversión financieramente sostenibles, correspondientes a otros 29 millones.

Los fondos para este tipo de inversiones se recaudan del remanente de tesorería de 2016, y para ser ejecutados deben cumplir algunos requisitos, como no implicar costes añadidos en el futuro y liquidarse dentro de un año natural.

Por partidas, los socialistas exigen que el gobierno de Carmena incremente con una aportación de 18 millones los fondos destinados a la limpieza (más medios y refuerzos durante los fines de semana y en vacaciones y puentes). Asimismo, reclaman más dinero (10 millones) para ayudar a los madrileños que sufren cortes energéticos, y más fondos para construir viviendas sociales (20 millones).

El PSOE también supeditará su apoyo a las cuentas de Ahora Madrid a una política de reindustrialización que fomente la atracción de empresas y las políticas activas para el empleo. En este caso, quieren una modificación presupuestaria de 1,5 millones. En el ámbito cultural, los socialistas piden la creación del bono cultural, para acercar a los menores de 30 años y a las personas en riesgo de exclusión a la programación cultural municipal.

Carmena reiteró varias veces la importancia de las aportaciones de los socialistas para las cuentas municipales. "La relación es buena y seguiremos hablando", dijo la alcaldesa, quien prefirió no opinar sobre si los presupuestos se aprobarán antes de fin de año.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS