Los exlegionarios irán a los tribunales si se retira la calle a Millán Astray

Los exmilitares han tachado de “opacidad informativa” al Comisionado por no facilitarles el expediente oficial

Los antiguos caballeros legionarios de gran parte de España se han unido para intentar detener la retirada de la calle de General Millán Astray, en el distrito madrileño de Latina, al fundador de la Legión. Esta es una de las calles que seleccionó el Comisionado de la Memoria Histórica, presidido por Francisca Sahuquillo, para borrar las huellas del franquismo en la capital. Los legionarios han decidido “luchar en esta batalla hasta la muerte” y anuncian que llegaran a los tribunales.

Un total de 13 Hermandades de Antiguos Legionarios repartidas por toda la geografía se han unido y han presentado alegaciones contra la decisión del Comisionado, ya que, en su opinión, existen graves errores históricos que impiden que el creador de la Legión española se incluya dentro de la purga de calles.

La calle que actualmente pertenece al general se le concedió en febrero de 1925, mucho antes de que se iniciara la Guerra Civil. Pertenecía a unos campos que fueron donados por su propietario, según los antiguos caballeros, para levantar viviendas y escuelas para los integrantes de la legión. “Tenemos las informaciones que publicaron los diarios de la época y que demuestran que su instauración fue muy anterior al comienzo de la guerra”, ha reconocido el antiguo legionario y doctor en Economía, Guillermo Rocafort. En un principio se trató de una plaza, pero después se le pasó a una de las avenidas más importantes del barrio de la Legión, actual de Las Águilas. “Cuando se inició la guerra, estaba exiliado en Argentina”, ha añadido.

Otro de los motivos que ha utilizado el Comisionado es que el general José Millán Astray fundó Radio Nacional de España (RNE), considerada un aparato de propaganda del Régimen franquista. Comenzó a emitir en Salamanca el 19 de enero de 1937. Precisamente ese día cesaba en sus funciones el militar español. Ni siquiera acudió al primer programa. “Se ha abierto una campaña de revanchismo y no nos vamos a rendir hasta que se limpie el nombre del general”, ha destacado el teniente coronel José Pérez Recena.

El tercer supuesto incidente fue el que enfrentó a Millán Astray con el escritor Miguel de Unamuno en la Universidad de Salamanca el 12 de octubre de 1936. Los legionarios mantienen que no ha quedado acreditado que el general se enfrentara contra el literato y que todo se debe a “tergiversaciones” que se han ido perpetuando durante la historia. “Creemos que en este caso no se puede aplicar el artículo 15 de la Ley de la Memoria Histórica, porque Millán Astray no participó en la sublevación de 1936 ni en la represión de la Dictadura. Sí, participó en la Guerra Civil pero como miles de militares”, ha añadido el teniente coronel.

Los ponentes han recordado la labor social de Millán Astray durante la etapa posterior a la guerra y cómo se dedicó a ayudar a los más necesitados del barrio y a la zona de las Latas (actual Moratalaz), a donde llevaba comida, mantas y ayudaba a las familias sin recurso. “Los días duros de invierno se quitaba su abrigo y se lo daba a quien lo necesitaba”, ha destacado el profesor Emilio Domínguez.

Los tres intervinientes han tachado de “opacidad informativa” al Comisionado, dependiente del Ayuntamiento de Madrid, por no haberles facilitado, pese a haberlo requerido en dos ocasiones, el expediente de la calle del General Millán Astray.

Sobre la firma

F. Javier Barroso

Es redactor de la sección de Madrid de EL PAÍS, a la que llegó en 1994. También ha colaborado en la SER y en Onda Madrid. Ha sido tertuliano en TVE, Telemadrid y Cuatro, entre otros medios. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, está especializado en Sucesos y Tribunales. Además, es abogado y criminólogo.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS