OPERACIÓN TAULA

Rus ataca la credibilidad del arrepentido para defenderse en Taula

El expresidente de la Diputación de Valencia mantiene que nunca cobró mordidas

Alfonso Rus sale de la Ciudad de la Justicia de Valencia.Mónica Torres / EL PAÍS VÍDEO

Más información

El expresidente de la Diputación de Valencia y del PP provincial, Alfonso Rus, se ha defendido este viernes de las graves acusaciones que pesan contra él en el caso Taula cuestionando la credibilidad de Marcos Benavent, recaudador confeso de una trama que, según los indicios, cobró durante más de una década comisiones del 3% en la adjudicación de centenares de contratos públicos.

"La credibilidad de Marcos Benavent es muy buena. Es un hombre que cuando supo que iban a por él, se fugó. Estuvo tres meses o cuatro [desaparecido]. Cuando se tuvo que venir, vino. Pactó no sé con quién. Y a partir de ahí ha venido con la coleta, con el pendiente, dijo que era yonqui... Si la credibilidad de esta persona es la que es...", ha dicho Rus sobre el arrepentido y hoy colaborador de la Fiscalía a las puertas de la Ciudad de la Justicia de Valencia.

Rus ha negado que, tal y como se desprende de una grabación que obra en la causa y como ha confirmado Benavent ante el juez Víctor Gómez, sea su voz la que aparece contando billetes de una mordida en el interior de un coche, después de haber acordado el amaño de un contrato con un empresario. "Ya dije que no era yo. No era mi voz", ha dicho a la prensa.

"Nunca en la vida he tocado ni una [comisión]. Eso era él. Él ha dicho que las cobraba", ha insistido en referencia a Benavent. Rus se ha quejado de los beneficios de los que, en su opinión, goza el arrepentido pese a haber reconocido la comisión de multitud de delitos. "Yo he estado dos noches en un calabozo y él, que dice que ha robado, no ha estado ninguna".

Ante el juez, el que fuera también alcalde de Xàtiva y presidente del equipo de fútbol de la localidad, ha rechazado responder a más preguntas que las de su abogado, y lo ha hecho para reivindicar su inocencia. En la pieza separada de Taula en la que ha declarado este viernes se investiga la contratación de personas que no iban a trabajar en la gran empresa pública de la Diputación, Imelsa, de la que Benavent era gerente. Rus ha justificado su silencio afirmando que no conoce a ninguna de la decena de personas que supuestamente se beneficiaron de aquellos contratos. A pesar de que uno de ellos era un jugador del equipo de fútbol que presidía, el Olímpic de Xàtiva.

El expresidente del PP provincial, que se vio forzado a dimitir en mayo de 2015 al hacerse pública su implicación en el caso, y fue detenido por la Guardia Civil en enero pasado, también ha dicho que, hasta donde sabe, "no había ninguna caja b" en el partido. La Fiscalía cree, apoyándose en las declaraciones de Benavent, registros e intervenciones telefónicas, que el PP valenciano manejó cajas b a escala local, provincial y autonómico, nutridas del cobro de mordidas.

Desde que lo detuvieron, Rus se ha declarado víctima de un montaje, pero hasta ahora no ha dado más detalles, aparte de referencias veladas hacia su antiguo rival interno en el partido, el expresidente de la Generalitat Alberto Fabra, hoy senador. Este viernes ha dicho que lo explicará todo cuando se levante el secreto de sumario de la pieza principal del caso Taula.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50