Colau anuncia una intervención policial contra el ‘top manta’

Estado, Generalitat y ayuntamientos acuerdan acciones coordinadas para combatir la venta ilegal ambulante

Ribó ha juntado en una misma mesa a las administraciones afectadas
Ribó ha juntado en una misma mesa a las administraciones afectadasAlbert García

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, anunció ayer que está ultimando un “dispositivo policial” para evitar que los vendedores ambulantes ilegales se instalen a lo largo y ancho del paseo de Joan de Borbó, en el barrio de la Barceloneta. Esa actuación, según dijo Colau, será inminente. La alcaldesa ayer se reunió con el consejero de Interior, Jordi Jané; el subdelegado del Gobierno, Emilio Ablanedo, y varios alcaldes de municipios afectados por el top manta. Esta concluyó con el compromiso de “tolerancia cero” contra el fenómeno.

Rafael Ribó, defensor del pueblo en Cataluña, se felicitaba ayer por haber conseguido reunir en una misma mesa de trabajo a todas las Administraciones con el objetivo de “erradicar de una sociedad madura el fenómeno del top manta, que implica explotación social, comercio ilegal, incivismo y falta de respeto a las reglas socioeconómicas”. El síndic aseguró que ese fenómeno no se puede afrontar con políticas exclusivamente municipales y apostó por afrontar el problema desde “la acción social, acciones policiales coordinadas y acciones comunicativas que fomenten el consumo responsable”.

El consejero de Interior, Jordi Jané, afirmó que el top manta “genera una concepción de la sociedad” inadecuada. Constató el perjuicio que crea a los empresarios y anunció que en breve se realizarán “patrullajes mixtos que saturarán las zonas donde se colocan los vendedores ilegales”.

Actuación inmediata

Colau compareció junto con el alcalde de Sitges, Miquel Forns, el teniente de alcalde de Salou, Francisco González, y la alcaldesa de Roses, Montserrat Mindan. “Tenemos la voluntad de resolver el problema no solo en nuestro municipio, porque si lo hacemos así el problema saltará al municipio vecino”, aseguró Colau. Sobre el problema de la Barceloneta, Colau anunció: “Estamos ultimando un dispositivo policial para que dejen de instalarse en la zona portuaria [los manteros] realizando allí la actividad ilegal”. La actuación se hará de forma inmediata.

El subdelegado del Gobierno en Cataluña, Emilio Ablanedo, criticó a Colau y pidió recuperar la colaboración que antes se tenía con los gobiernos de Barcelona. Ablanedo recordó que en 2014 Guardia Civil y Policía Nacional participaron en 60 dispositivos conjuntos con la Guardia Urbana, mientras que desde que entró en la alcaldía Barcelona en Comú solo lo han hecho en dos.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Lo cierto es que la intervención de los cuerpos estatales en Cataluña suele estar ligada al incumplimiento de la ley de Extranjería, lo cual supondría que el Ayuntamiento participaría en una operación que podría acabar con internamientos en el CIE, cuyo cierre reclama Colau.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS