Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos testigos vinculan a Gerardo Camps con la contratación de Nóos

Los exasesores contradicen al exconsejero de Economía y lo relacionan con las jornadas Valencia Summit

El exconsejero de Economía Gerardo Camps durante su declaración en el juicio del `caso Nóos´.
El exconsejero de Economía Gerardo Camps durante su declaración en el juicio del `caso Nóos´.

Dos testigos han contradicho hoy al exconsejero de Economía Gerardo Camps en el juicio del caso Nóos que se celebra en Baleares. Camps aseguró el pasado 8 de marzo que "nunca" tuvo contacto con nadie del Instituto Nóos y se desvinculó de la contratación por parte de la empresa pública Ciudad de las Artes y las Ciencias (CACSA) de las jornadas Valencia Summit celebradas de 2004 a 2006. Ayer dos exasesores de la secretaría autonómica de Eventos y Proyectos del Gobierno valenciano, Nicolás Figueras y Amparo Castellano, indicaron que la estructura era jerárquica y que las órdenes emanaban del consejero. El exdelegado de la Generalitat para la Copa del América Eugenio Pérez Mifsud también reforzó esa tesis.

Figueras ha atribuido a Gerardo Camps distintas órdenes relacionadas con la contratación y gestión de las jornadas Valencia Summit —pagadas por CACSA y la Fundación Valencia Turismo— con las que el Instituto Nóos, dirigido por Iñaki Urdangarin y Diego Torres, obtuvieron más de tres millones de euros.

Durante la sesión se ha exhibido un correo electrónico en el que Figueras trasladaba a la jefa de gabinete del director general de la empresa CACSA la siguiente instrucción: "Carmen, las directrices del conseller fueron claras, hacer lo que haga el Ayuntamiento, por lo que si hay que incluir el tope de suplidos se incluyen".

¿Quién le transmitió las instrucciones del correo electrónico? ha preguntado el fiscal Pedro Horrach. "Entiendo que Gerardo Camps", ha respondido Figueras, "Trasladé unas instrucciones, aunque no recuerdo haber tenido relación con él hasta 2009. No tenía relación con la Consejería de Economía y Hacienda". El exasesor ha sido advertido por la presidenta del tribunal de que si respondía "de forma evasiva" podría incurrir en un delito de falso testimonio.

La exasesora de la Generalitat Amparo Castellano también ha sido firme al declarar ante el tribunal que juzga el caso Nóos que en el departamento de Eventos y Proyectos "no se movía un dedo sin que lo supiera el conseller" Gerardo Camps.

Castellano ha relatado que en 2004 asistió a una reunión en la que Iñaki Urdangarin dio a conocer el proyecto de Valencia Summit al secretario autonómico de Eventos y Proyectos, Luis Lobón, que actuaba por indicación de Camps, como él mismo declaró en su comparecencia como acusado el 17 de febrero. Lobón se sienta en el banquillo de los acusados, junto a otros tres directivos de la empresa pública CACSA y se enfrenta a una petición de ocho años de cárcel por parte del fiscal. Castellano ha explicado que la reunión con Urdangarin fue breve y no se expuso con detalle el contenido del proyecto. La exasesora ha insistido varias veces en que el funcionamiento era jerárquico y que no se adoptaban decisiones sin el visto bueno del entonces consejero.

También ha reforzado esa idea Eugenio Pérez Mifsud, ex comisionado para la Copa del América, órgano que dependía de Presidencia de la Generalitat, que ha contradicho a Gerardo Camps y ha negado cualquier intervención en la contratación de los Valencia Summit, tal y como declaró el exconsejero.

Más información