Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colau destinará 1,7 millones a abordar el ‘top manta’

El PP y los comerciantes se ausentan de la reunión convocada por la alcaldesa de Barcelona

Manteros en la estacion de metro de Plaza Catalunya.
Manteros en la estacion de metro de Plaza Catalunya.

El Ayuntamiento de Barcelona destinará 1,7 millones de euros hasta 2018 a abordar el problema del top manta, según la estrategia de inclusión de los vendedores ambulantes que el gobierno de la alcaldesa Ada Colau presentó a la Mesa que reúne a los grupos políticos, entidades y a los propios vendedores. Quienes no asistieron al encuentro pese a estar convocados fueron el grupo municipal del PP y los comerciantes, que no quieren reconocer como interlocutores a unos vendedores que actúan de forma ilegal. El plan del ejecutivo prevé gastar 910.000 euros en medidas de atención social y 836.000 euros a crear una cooperativa para 25 vendedores.

La Mesa de Ciudad para el abordaje de la venta irregular en la calle, ese es su nombre oficial, la preside el portavoz del grupo municipal de ERC, Jordi Coronas, que ayer lanzó un mensaje a quienes recelan de la Mesa y aseguró que “no se trata de legalizar un fenómeno ilegal, sino de facilitar soluciones para personas que necesitan ayuda”.

En este sentido, a la salida de la reunión afirmó que existe consenso “en que hay que poner fin a la permisividad” ante una actividad que no es legal y en que su salida debe ser “social y de inserción de los vendedores”. Sobre la ausencia de representantes del PP y de las asociaciones de comerciantes, les invitó a dialogar y a asistir a la próxima Mesa.

El principal problema a la hora de aportar recetas al fenómeno del top manta, que el ejecutivo ha decidido liderar desde el área de Derechos Sociales, es que los vendedores, hasta 400 en verano, están en situación irregular, lo que complica cualquier salida que pase por planes de empleo. Los representantes de los vendedores alertaron de que los planes de empleo son a medio plazo y que ellos necesitan “soluciones urgentes”. Una demanda a la que respondió la teniente de alcalde de Derechos Sociales, Laia Ortiz, invitándoles a acudir a los servicios sociales, un paso básico que muchos no han dado.