Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Homs obvia los recortes y saca pecho por las políticas sociales del Gobierno

Democràcia i Llibertat fía a la independencia la resolución de las desigualdades

Francesc Homs (Democracia i Llibertat) y Carme Chacon (PSC).
Francesc Homs (Democracia i Llibertat) y Carme Chacon (PSC).

Pese a que las entidades sociales alertan de la situación de riesgo que se vive en Cataluña tras los años de recortes, Convergència saca pecho en campaña de las políticas para combatir la desigualdad llevadas a cabo desde la Generalitat. El candidato de Democràcia i Llibertat -marca en la que se integra CDC- para las generales, Francesc Homs, ha destacado este jueves que su coalición de partidos representa “la solidaridad, la justicia, la libertad, y la vocación de garantizar la igualdad de oportunidades”.

Tras ello, ha pasado a enumerar las políticas en las que ha mejorado al Generalitat en “momentos difíciles”. Homs se ha remontado al Presupuesto de 2010, el último del tripartito, y lo ha comparado con las cifras de las cuentas de este año. “Nunca se había pasado del 70% de gasto en Estado del Bienestar en este país, y ahora estamos en un 71-72%. Gobiernos de otros colores no llegaban cuando el pastel era más grande”.

El candidato también ha hablado de políticas concretas. Homs ha empezado por la Renta Mínima de Inserción, cuya reforma en plena crisis supuso un drástico recorte en esta ayuda para la gente sin ninguna otra prestación. Homs ha obviado el período: “En 2010 se le dedicaban 160 millones, y ahora 185. No lo presento como un éxito esplendoroso, pero es para apuntar nuestras prioridades”. Tras la RMI, las políticas de vivienda (de 5 a 16 millones), las becas comedor (de 33 al 45), y la lucha contra la pobreza. “No lo hago como un medallero, sencillamente para ilustrar hasta qué punto hemos priorizado en estas políticas y no en otras”. Para pagarlo, el candidato ha destacado la subida de tasas, que según su relato, afectan a los que más recursos tienen. “En el pequeño margen que tiene Cataluña, los que más tienen han tenido que hacer un esfuerzo superior, un ejercicio de solidaridad que es imprescindible”.

Los recortes existen, pero el culpable no es la Generalitat, es un viejo conocido: el Estado. Homs ha pedido a los más necesitados que sean conscientes que las políticas del Gobierno central son su principal problema “No explicar que los recortes son consecuencia del Estado a los que más lo necesitan es hacerles un flaco favor. Se les orienta hacia un tipo de decisiones que no resolverán el problema estructural que tenemos”.

Homs ha descrito las políticas sociales del Gobierno como soluciones provisionales que no pondrán fin a la principal problemática. La solución definitiva, ha afirmado, es la independencia: “El problema estructural se resuelve teniendo un Estado propio, un nuevo país donde el principio de igualdad tenga pleno contenido".

Más información