La plantilla de Valeo rechaza abandonar la huelga

Unos 200 trabajadores protestan contra el traslado en las puertas de la planta de Nissan

Trabajadores de Valeo protestan en la sede de Nissan en la Zona Franca.
Trabajadores de Valeo protestan en la sede de Nissan en la Zona Franca.ALBERT GARCIA

El comité de empresa de Valeo se negó este jueves a desconvocar la huelga, después de que la dirección se lo pidiera como medida de “buena fe” para negociar las condiciones del traslado a Zaragoza, según informaron fuentes sindicales. El fabricante de componentes para la automoción se mantiene firme en su decisión de cerrar la planta de Martorelles y llevar las líneas de producción y los empleados a su centro en Aragón. La plantilla protestó al mediodía en la sede de Nissan en la Zona Franca, uno de los clientes de la multinacional.

El periodo de consultas reglamentario comenzó el martes, con un encuentro en el que la empresa propuso abrir una negociación paralela para ahorrarse las actas y los trámites. Esta se dio el jueves por la tarde. La dirección pidió al comité que levantara la huelga que el 90% de sus 257 trabajadores sigue desde hace un mes, algo que el comité rechazó.

“Nos han tomado el pelo. Ya estamos en un marco de negociación, no necesitamos desconvocar un paro como acto de buena fe hacia una empresa de la que no nos fiamos”, afirmaron fuentes de CGT. Horas antes, unos 200 trabajadores repartían hojas informativas a los empleados de Nissan, como habían hecho hacía dos días en la fábrica de Seat, en Martorell. En ellas explicaban que el 72% de los sistemas de aire acondicionado que producen es adquirido por ambas automotrices, por lo que no hay “una necesidad logística” que justifique la deslocalización a Zaragoza.

“La empresa quiere evitar que esto llegue a los tribunales, pero está decidida a ejecutar el traslado”, explicó el representante de CC OO, Juan Jiménez. “A nosotros nos da igual hacer aire acondicionado u otro producto, ya sea para Valeo u otra empresa. Lo que no queremos es irnos de Cataluña”, añadió.

La compañía, que durante los últimos 15 años ha cerrado más de una fábrica en la comunidad, quiere agrupar la producción en Zaragoza para crear un “centro de referencia” en climatización y “estar más cerca” de sus clientes.

La siguiente reunión se celebrará —ya en el marco de los 15 días de consultas— el próximo martes y los sindicatos esperan hablar sobre la “poca repercusión” de la huelga. En el sector de la automoción, los fabricantes no guardan existencias sino que producen y envían a las automotrices lo que estas han demandado ese mismo día. Esto explica que la huelga de un proveedor paralizara Seat a mediados de julio, ya que la compañía se quedó sin asientos a las pocas horas. No ha sucedido lo mismo con el paro de Valeo, por lo que la plantilla sospecha de que se está vulnerando “de algún modo” su derecho a huelga.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50