Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La cartera de inversiones de Oriol Pujol se quintuplicó de 2008 a 2009

El exdiputado de CiU puso parte de su capital en deuda pública

Hacienda concluye que compró coches y casas con las comisiones ilegales del ‘caso ITV'

Oriol Pujol Ferrusola.
Oriol Pujol Ferrusola.

El exdiputado de CiU Oriol Pujol vio cómo su cartera de inversiones financieras se multiplicó por cinco en solo un año, de 2008 a 2009. Así consta en un informe que la Agencia Tributaria ha enviado a la juez que investiga el caso ITV. El documento detalla, por primera vez, el patrimonio del hijo del expresidente catalán y de su mujer, Anna Vidal. Ambos están imputados por cobrar comisiones ilegales en una presunta trama de corrupción. Para comprobarlo, la juez quiso saber si hubo aumentos injustificados en su patrimonio.

El informe de Hacienda señala que, en 2008, las “operaciones con activos financieros y otros valores mobiliarios” a nombre de Oriol Pujol ascendían a un importe total de 731.137 euros. En los movimientos de cartera de Gaesco —la gestora de inversiones de Oriol Pujol— constan acciones y participaciones en empresas como Ercros, La Seda, Banco Popular, Telefónica, Prosegur y BBVA. La mayor cantidad corresponde a la “adquisición” de bonos y letras del Tesoro; o sea, deuda pública: unos 675.000 euros.

Solo un año después, el importe total de las operaciones alcanzó la cifra de 3,8 millones. El informe no precisa a qué obedece ese aumento (en 2007, la cantidad era de apenas 23.000 euros y no había deuda pública) ni hace alguna valoración al respecto. Fuentes de la defensa aseguraron ayer que en ningún caso se trata de una inversión millonaria de Pujol, sino que la cifra alude al total de dinero que Gaesco movió en la operación. En cualquier caso, ya en plena crisis, la cartera de Pujol —que compartía algunos valores, al 50%, con su mujer— se alejó de las empresas que cotizan en Bolsa y apostó por la deuda pública, que representaba casi la totalidad de los 3,8 millones.

Hacienda no explica qué motivó el aumento (hasta 3,8 millones) en un año

Hacienda remarca que Pujol adquirió —casi siempre a través de su mujer— tres coches, incluido un Audi A6 valorado en 40.000 euros. Pese a que se compró a nombre de una empresa de Vidal, por el concepto la transferencia (“Oriol Pujol pagament A6”) Hacienda concluye que el vehículo estaba destinado al “uso particular” del exdiputado. El matrimonio también compró dos segundas residencias, una en Lleida y otra en Girona. ¿De dónde salió el dinero para pagarlas? Según los investigadores, no del suelo de diputado de Pujol (449.000 euros entre 2007 y 2012) sino de las comisiones ilegales que, supuestamente, recibía de empresarios a cambio de su influencia política. Esas comisiones se camuflaban a través de trabajos de su mujer que Hacienda considera “ficticios”.

Anna Vidal percibió medio millón de euros del empresario y amigo de la familia Sergi Alsina, que obtuvo enormes beneficios asesorando en tres grandes deslocalizaciones industriales (Sony, Yamaha y Sharp) en las que contó con el apoyo de los Pujol, según los investigadores. El informe incide en otra fuente de “ingresos irregulares” de Vidal: Oriol Carbó, exgerente de TV-3 y administrador de Triacom, que se adjudicó la producción de, entre otros programas de la televisión pública, El gran dictat. Carbó pagó casi 200.000 euros a Vidal y a la esposa del también excargo de Convergència David Madí por trabajos que igualmente son inexistentes.

Nuevos tomos del sumario del caso ITV, a los que ha tenido acceso EL PAÍS, revelan que Vidal y Sandra Buenvarón (esposa de Madí) cobraron entre 2008 y 2009 de Carbó. En al menos un caso, además, cobraron por hacer lo mismo: asesorar al empresario audiovisual sobre una promoción inmobiliaria en la Cerdanya. La cantidad que cobraron en total también es idéntica: 91.000 euros.

El matrimonio compró tres coches y dos segundas residencias

Hacienda también subraya las “incongruencias” de Buenvarón cuando declaró, como testigo, ante los investigadores. Más tarde, fue llamada como imputada, pero entonces se negó a declarar. Buenvarón dijo que asesoraba a Carbó en “múltiples temas, especialmente personales y de inversión inmobiliaria”. La mujer de Madí —secretario de Comunicación con el último gobierno de Jordi Pujol y estrecho colaborador de Artur Mas hasta 2010— admitió que el asesoramiento era solo “verbal”.

El sumario revela detalles de la vida económica de Pujol, como que dona anualmente 4.000 euros a la Fundació Sant Ignasi —de los Jesuitas de Sarrià— y que paga cuota en la Fundación Círculo de Economía y Òmnium Cultural.

Más información