Susana Díaz carga contra Rajoy por hacer “trampas”

La candidata critica el mitin del presidente en Valencia el sábado

Susana Díaz, este martes en Alcalá de Guadaíra.
Susana Díaz, este martes en Alcalá de Guadaíra.alejandro ruesga

No hay nada ni nadie que altere el guion de la candidata socialista a la presidencia de la Junta, Susana Díaz. Su único y principal rival empezó siendo Mariano Rajoy y cuando el próximo viernes se apaguen los focos de la campaña, Rajoy habrá sumado todas o gran parte de sus críticas. El enfrentamiento Gobierno central-Andalucía lo abanderaron los socialistas andaluces a partir de 1996, cuando el PSOE de Felipe González perdió las elecciones generales tras 14 años de Gobierno y dio paso al Partido Popular y al Gobierno de José María Aznar.

Desde esa fecha, el PSOE andaluz decidió abandonar el gregarismo que siempre tuvo con la dirección federal de Felipe González y ha manejado con más o menos acierto esta bandera del agravio, sin que los populares andaluces hayan dado aún con la tecla para desactivarla con contundencia.

A este palo mayor, sigue agarrada Susana Díaz en su primera campaña como candidata sea cual sea el auditorio al que se dirija. En un acto en Utrera con mayores, Díaz aseguró que “a diferencia de Rajoy” ella quiere ganar para abrir una etapa nueva que “sea buena para todos” y para “ayudar a todos por igual”. Utrera, que supera los 50.000 habitantes, es uno de los pocos municipios de Sevilla que no tiene alcalde socialista. Gobierna el Partido Andalucista con el apoyo del PP y es un objetivo prioritario del PSOE en las elecciones municipales de mayo. La jornada la acabó en Alcalá de Guadaíra, con casi 74.000 habitantes, uno de los pueblos donde el PP cree que está en condiciones de quebrar la mayoría absoluta del alcalde socialista, Antonio Gutiérrez Limones.

Salvo las preguntas sobre Mariano Rajoy, en las que se detiene a gusto, Díaz despacha el resto de las cuestiones con largas cambiadas. “Yo estoy con los problemas de la gente, no con los líos de partido”, es su respuesta tipo. Este martes la empleó ante la oferta de Rajoy de dejar gobernar a lista más votada. Los pactos no entran en estos momentos en sus cábalas, salvo para descartar alianzas con los populares y con Podemos.

Este martes arremetió contra el mitin que dará en Valencia el presidente del Gobierno el próximo sábado, que en el calendario electoral andaluz está marcado como jornada de reflexión. Lanzó la sospecha de que no le extraña nada que Rajoy “busque la trampa” de viajar a otra comunidad para seguir haciendo campaña. “Que haga lo que quiera, porque eso no va a cambiar la memoria colectiva de los andaluces ni el daño que han hecho en estos tres años”, opinó.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Según ella, Rajoy está planteando esta campaña como si él fuera el protagonista: “Es como si se la estuviera jugando él, está muy nervioso”. En opinión de Díaz, Rajoy “ha hecho mucho daño a Andalucía” y su Gobierno “ha querido perjudicar” a la región en estos tres años de mandato. La presencia constante en Andalucía de Rajoy la achaca a que el PP no dispone de buenos datos electorales: “Muy malos datos tienen que tener y muy nervioso tiene que encontrarse el presidente del Gobierno”.

Díaz también mostró su extrañeza con el anuncio del ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, de abrir después de las elecciones municipales y autonómicas del 24 de mayo el debate sobre la financiación autonómica.

La socialista dijo que estará “vigilante” ante las negociaciones: “Es evidente que esto no surge por casualidad en estos momentos, sino en las puertas de unas elecciones autonómicas, primero en esas comunidades donde el PP aspira a seguir gobernando y después en Cataluña”. Según Díaz esta propuesta tiene un “tufo electoral”.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS