Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juzgado falla que la relación de los English Helpers era laboral

La Consejería de Educación, que los fichó para implantar el plurilingüismo en Infantil, recurrirá la sentencia

El Juzgado de lo Social número 16 de Valencia ha declarado de naturaleza laboral la relación profesional entre los becarios de inglés (English Helpers) y la Consejería de Educación que contrató en 2012en cumplimiento del decreto de plurilingüismo en educación infantil de tres años.

La sentencia,se restringe a los becarios que trabajaron en colegios de la provincia de Castellón, si bien existen demandas similares relativas a las provincias de Alicante y Valencia, según ha informado el Sindicat de Treballadors de l'Ensenyament (STEPV).

La sentencia responde a la demanda interpuesta por la Tesorería General de la Seguridad Social, a partir de la denuncia del STEPV ante la Inspección de Trabajo por la contratación de becarios en el curso 2012-13 por parte de la consejería, "para hacer de maestros". 

Los becarios prestaron servicios laborales como maestros de inglés sin haber sido dados de alta en el Régimen General como trabajadores por cuenta ajena. Los English helpers prestaron servicios en 942 centros educativos de las tres provincias. Cobraron mil euros mensuales brutos, con la retención correspondiente de IRPF y a la cotización a la Seguridad Social.

El juzgado señala que las becas se utilizaron para introducir el plurilingüismo "sin sujeción a las normas que regulan la provisión de puestos de trabajo en la función pública y con un menor coste social". Educación ha anunciado que recurrirá la sentencia y ha recordado que en su día se recurrió la convocatoria de estas becas, que el TSJ estimó ajustada a derecho.