Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vives declina valorar el informe de Antifraude sobre la Marina Port Vell

La OAC ve indicios de blanqueo de capitales

La oposición pide “transparencia” y tilda de “vergonzosa” la actitud del edil

Antoni Vives.
Antoni Vives.

El Ayuntamiento de Barcelona cambió ayer su discurso sobre la marina de lujo del Port Vell. Si hasta ahora los representantes del Consistorio, con el alcalde, Xavier Trias, y el máximo responsable de Urbanismo, Antoni Vives, a la cabeza han defendido a capa y espada el proyecto y su financiación, ayer este último evitó pronunciarse sobre la declaraciones del director de la Oficina Antifraude de Cataluña (OAC) que relaciona la construcción de la marina con una operación de blanqueo de dinero procedente de oligarcas rusos a través de empresas offshore. “No hemos recibido ninguna información de Antifraude sobre el blanqueo de capitales”, justificó el edil.

Vives compareció ayer en la comisión extraordinaria de Hábitat Urbano solicitada por ICV-EUiA, apoyada por PSC y PP. Los grupos piden al Ayuntamiento un informe sobre la investigación abierta por la OAC. Después del primer turno de palabra, en el que la oposición exigió “transparencia”, el tercer teniente de alcalde explicó que el Gobierno municipal “ya ha dado toda la información requerida”. Vives justificó que el 30 de junio, Antifraude remitió una carta en la que le pedía la documentación sobre el proceso de “concesión administrativa” al grupo Salamanca Group y la posterior modificación del plan urbanístico. El edil aseguró que el requerimiento fue contestado, pero que nunca se pidió información sobre el blanqueo de capitales.

Vives recordó también que ya facilitó toda la información a los grupos de la oposición en otra sesión extraordinaria celebrada a finales de mayo. Entonces, el edil presentó la documentación en la que dejaba de manifiesto que el Puerto tenía conocimiento del entramado de sociedades de Salamanca, con compañías con sede en Chipre e Islas Caimán.

“No pienso hacer juicio de valores sobre las palabras de de Alfonso”, prosiguió Vives, en relación a las declaraciones que hizo el director de Antifraude el pasado 11 de noviembre en las que aseguraba estar “seguro al 100%” de que la financiación para adquirir la concesión de la marina y la construcción de 162 embarcaderos para yates de lujo procede una operación de “blanqueo de dinero”.

Tras otro turno de palabra de los grupos, el edil declinó hacer más comentarios al respecto, lo que desató la indignación de la oposición. La edil de ICV-EUiA, Janet Sanz, pidió “luces y taquígrafos” sobre el proyecto y tildó la actitud de Vives como “vergonzosa”. Sanz le recordó que su “silencio es una verdadera declaración de intenciones”.

Con una vehemencia similar se expresó Eduardo Bolaños, edil del PP, grupo que apoyó la modificación urbanística que dio alas a la marina. “Parece que quiere eludir su responsabilidad”, le reprochó al regidor convergente. Desde el PSC, Carmen Andrés recriminó al edil convergente que “promocionara” el proyecto en el extranjero, lo que “compromete al Consistorio”. El representante de ERC, Jordi Portabella, recordó que su grupo siempre ha votado en contra de la marina de lujo.

Más información