Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Colas en Gibraltar pese al fin del plazo dado por Bruselas

La Comisión Europea otorgó tres meses para atajar los atascos en la Verja

Colas de coches esperan esta semana para poder salir de Gibraltar. Ampliar foto
Colas de coches esperan esta semana para poder salir de Gibraltar.

El pasado 6 de noviembre se cumplieron los tres meses que la Comisión Europea concedió a los Gobiernos de España y Gibraltar para solucionar tanto las colas que generan los controles aduaneros en la Verja que separa La Línea de la Concepción (Cádiz) de la colonia británica, como para atajar el contrabando de tabaco procedente del Peñón.

Bruselas instaba a España a que agilizase todo lo que fuera posible el tránsito de vehículos y peatones en los controles aduaneros y que optimizase los procedimientos para detectar contrabandistas en la frontera. Además, exigía a Gibraltar que los controles de salida del Peñón no fuesen sistemáticos y que adoptase medidas legislativas y garantías que permitan una lucha eficiente contra el contrabando. Pero estas recomendaciones, basadas en las conclusiones de los expertos europeos que visitaron la Verja este verano en su segunda misión técnica, parecen no haberse cumplido del todo. A lo largo de la pasada semana se registraron esperas que superaron las tres horas y media.

No obstante, el Gobierno español afirma rotundamente que los controles son razonables. “Además, se trabaja de forma ambiciosa en el proyecto de frontera inteligente que acabará antes del próximo verano”, afirma el subdelegado del Gobierno en Cádiz, Javier de Torres, con relación a un proyecto para el que el Estado invertirá más de 5 millones. Esta versión no coincide con la de los trabajadores españoles en Gibraltar, quienes siguen denunciando que los controles en la Verja son desproporcionados y continúan generando colas. “En Gibraltar sí cumplen las recomendaciones, pero España todavía no”, asevera Juan José Uceda, portavoz de la Asociación Cultural de Trabajadores Españoles en Gibraltar (Ascteg).

Un portavoz comunitario aseguró tras las recomendaciones efectuadas a principios de agosto que la Comisión Europea continuará supervisando la puesta en marcha de las medidas y se reserva la posibilidad de efectuar visitas adicionales a la frontera antes o después del plazo de tres meses. De momento, la visita no se ha producido y continúan las retenciones para entrar y salir de Gibraltar. Ante esta situación, Ascteg y la Asociación Transfronteriza Por una Frontera Humanitaria enviaron en la última semana un nuevo escrito de queja a la comisaria europea Cecile Malmströn en el que describen la situación. Una protesta que la comisaria transmitió días atrás al Ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz. En un escrito expuso el malestar de su organismo por las malas formas a la hora de tratar a los ciudadanos que cruzan el paso.

Para justificar su oposición a los controles en la Verja, la asociación Ascteg considera que “las incautaciones de tabaco en el paso de peatones y vehículos de la aduana son insignificantes en comparación con la cantidad de contenedores de 12 metros cargados de tabaco empaquetado o en hojas picadas procedentes de Asia que entran por los puertos españoles”, consideran desde el colectivo.