Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los parados que no cobran prestación se triplican en cuatro años

CC OO denuncia que más de 180.000 catalanes no reciben ninguna renta por desempleo

Los parados catalanes que no cobran ninguna prestación por desempleo casi se han triplicado desde 2010 y han pasado de ser 67.846 en julio de ese año a 187.794 en el mismo periodo de 2014, según ha denunciado este lunes CC OO. El sindicato ha criticado que la caída del gasto en prestaciones por desempleo no se deba a que este se haya reducido, sino al aumento de "personas sin trabajo y desprotegidas".

La secretaria de Socioeconomía de CC OO de Cataluña, Cristina Faciaben, ha explicado que de estas más de 180.000 personas, algunas reciben la Renta Mínima de Inserción (PIRMI) que ofrece la Generalitat o los 450 euros del Plan Prepara —400 para quienes no tienen cargas familiares—. Sin embargo, el número de beneficiarios de ambas ayudas no es "significativo" comparado con el número de desempleados, según Faciaben. 

El informe de CC OO, realizado con datos del Ministerio de Empleo, asegura que la tasa de cobertura del desempleo ha caído más de 20 puntos en los últimos cuatro años. El 86,6% de los parados en Cataluña que habían trabajado alguna vez recibió en julio 2010 algún tipo de prestación, sea o no contributiva. Un porcentaje que durante el mismo mes de 2014 se redujo al 64,9%. El sindicato achaca esta disminución al endurecimiento de las condiciones para acceder a estas rentas, a los recortes y al paro de larga duración.

Esto explica por qué, pese a que la cifra de parados actuales en Cataluña no es menor a la de 2010, la partida utilizada para abonar las prestaciones de desempleo en julio de 2014 fue muy inferior a la de hace cuatro años: 311 millones frente a 450 millones. El sindicato ha criticado que, de seguir la tendencia actual, el Estado ahorrará unos 5.000 millones de euros de los 30.000 millones asignados para este fin en 2014. Faciaben ha explicado que, si bien este ahorro sirve para reducir el déficit público, estos 5.000 millones permitirían elevar la tasa de cobertura del empleo a los "niveles de 2010".