Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Málaga pagará 93.000 euros por la muerte de un niño en una cabalgata

El padre reclama el triple y achaca el posterior fallecimiento de la madre al suceso

Varios efectivos en el punto donde falleció el menor durante la cabalgata. Ampliar foto
Varios efectivos en el punto donde falleció el menor durante la cabalgata.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, ha anunciado que el Ayuntamiento acepta pagar algo más de 93.000 euros por su responsabilidad en el atropello mortal de un niño de seis años en la cabalgata de Reyes de 2013, un suceso que llevó a introducir cambios en las medidas de seguridad de los cortejos de todo el país por recomendación de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP). Esta cantidad, según fuentes municipales, la asumiría una compañía de seguros.

Las manifestaciones del regidor se producen a raíz del dictamen emitido por el Consejo Consultivo de Andalucía el pasado día 9, en el marco de la reclamación por responsabilidad patrimonial de la Administración presentada hace nueve meses por el padre del pequeño. Este órgano, que ha elaborado su informe tras ser requerido por el propio Consistorio, considera que la indemnización debe ser de 93.465 euros (para el padre y para la hermana del menor).

El padre presentó la reclamación al entender que en la cabalgata no se adoptaron “las medidas de seguridad elementales” y tras agotarse la vía penal para buscar responsables del suceso. La muerte del niño conmocionó a la sociedad malagueña y el drama se acrecentó pocos meses después con el fallecimiento de forma súbita de su madre a causa de una cardiopatía. El progenitor responsabiliza al Consistorio, como organizador del evento, de las dos pérdidas (la muerte de la mujer la relaciona directamente con el accidente) y en su escrito solicitó una indemnización total de 312.100 euros.

El progenitor critica que no se adoptaron “las medidas elementales”

El alcalde dijo desde el primer momento que estudiaría la petición, aunque también precisó que el caso de la madre era “opinable”. En este sentido, el Consejo Consultivo da la razón parcialmente al Ayuntamiento y entiende que no debe existir compensación por la muerte de la mujer, según adelantó Málaga hoy.

Sin embargo, el dictamen apunta que en el caso del niño existen elementos suficientes para considerar acreditada “la relación de causalidad” y la existencia de responsabilidad patrimonial de la Administración local. No obstante, a su juicio, debe “moderarse” por “el deber de vigilancia” que deben de tener los padres, más “cuanto mayor riesgo pueda presentar la proximidad de los niños a los vehículos, la existencia o no de vallado de seguridad, la acumulación de personas en el lugar y el posible desbordamiento del dispositivo de seguridad”, añade este documento.

El Consejo Consultivo entiende que la reclamación del padre, de 128.706 euros, debe quedar reducida a 93.465 euros. Para llegar a esta conclusión aplica “con carácter orientativo” el sistema establecido para la valoración de daños y perjuicios en accidentes de circulación. La reclamación por responsabilidad patrimonial de la Administración es el paso previo a un posible recurso contencioso-administrativo, que se puede presentar si el expediente no se resuelve favorablemente.

El padre, forense de profesión, practicó los primeros auxilios a su hijo tras ser atropellado en la cabalgata, cuando fue a coger caramelos junto a otros niños y se metió debajo de una de las carrozas. Este familiar llegó hasta donde pudo en la vía penal y recurrió el archivo decretado por el juzgado que instruyó la causa, aunque la Audiencia Provincial de Málaga ratificó esa resolución y extinguió esta vía.