‘Valquiria’ sin huelga en el Liceo

Una tregua en la negociación del convenio laboral salva las representaciones del montaje wagneriano que se estrena este lunes

Una escena del montaje de 'La valquiria' que se representará en el Liceo a partir de mañana.
Una escena del montaje de 'La valquiria' que se representará en el Liceo a partir de mañana.

Una tregua, “un respiro” en palabras de Josep Pons, director musical del Liceo, ha salvado in extremis las representaciones de La valquiria:el comité de empresa ha desconvocado la huelga anunciada a principios de semana que implicaba cerrar el teatro 33 días y amenazaba con llevarse por delante las nueve funciones de la obra de Wagner programadas del 19 de mayo al 3 de junio. Mañana se alzará el telón y el teatro funcionará con normalidad al menos hasta final de temporada gracias al compromiso del comité de no convocar más paros, según explicaron fuentes de la empresa tras presentar el montaje wagneriano.

Se han despejado los negros nubarrones en forma de huelga, pero las espadas siguen en alto y la negociación del convenio laboral se prevé muy dura. Tras la reunión del viernes, la dirección de la empresa y el comité, con la intervención de una mediadora solicitada por el Liceo a la Generalitat, el comité decidió desconvocar la huelga y abrir una nueva etapa en la negociación. La próxima reunión será el próximo martes.

Tras 15 reuniones mantenidas en las que la empresa ha puesto sobre la mesa cuatro propuestas diferentes, el conflicto sigue abierto, con la reducción de los costes laborales, la flexibilidad y el mantenimiento de complementos salariales como principales escollos. “El comité ha actuado de forma responsable en un momento en que las instituciones se han comprometido con el Liceo con una inyección de 11 millones de euros que permitirán tapar los fondos de tesorería negativos de la institución, que ascienden a 17 millones de euros”, explicó un representante del teatro. “Para equilibrar las cuentas hay que seguir adelgazando los costes laborales y afrontar cambios en el convenio para alcanzar una mayor flexibilización”.

Tras ofrecer, la pasada temporada, El oro del Rin, prólogo de La tetralogía, el Liceo continúa su periplo wagneriano con la primera jornada del ciclo, La valquiria, bajo la dirección musical de Josep Pons y escénica de Robert Carsen. El fuego y la nieve son los elementos claves del montaje, procedente de la Ópera de Colonia. “Wagner nos habla de la capacidad destructiva del poder, del proceso de degradación de la naturaleza, temas que siguen siendo estremecedoramente vigentes en nuestra sociedad”, explicó Carsen, que considera la ópera como “la más directa, clara y emocional del ciclo”.

Fiel a su tradición de teatro wagneriano, el Liceo ha reunido un soberbio equipo de voces en el primer reparto: las sopranos Iréne Theorin (Brünnhilde) y Anja Kampe (Sieglinde), el bajo-barítono Albert Dohmen, el tenor Klaus Florian Vogt (Siegmud), el bajo Eric Halfvarson (Hunding) y la mezzosoprano Mihoko Fujimura (Fricka). “Es el mejor equipo de voces wagnerianas del mundo, y trabajar con ellos supone un inmenso placer y un privilegio”, señala Pons, que dirige por primera vez esta ópera completa.

Theorin destaca “la fidelidad a la historia original que muestra Carsen en una lectura a la vez muy moderna”. La soprano sueca, que triunfó en la versión de concierto de Tristan e Isolda que el Festival de Bayreuth ofreció en el Liceo en 2012, afronta su primer montaje escénico en el coliseo barcelonés. “Cada vez que interpreto un personaje de estas dimensiones me gusta hacer un esfuerzo y empezar de cero, huyendo de clichés y soluciones estereotipadas, y esa actitud me permite descubrir cada vez las emociones del personaje”. Por su parte, Dohmen criticó las duras condiciones acústicas del escenario del teatro. “Hay demasiados espacios abiertos y nos obliga a un esfuerzo suplementario en un repertorio que ya es de por sí bastante duro”.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50