Las sociedades musicales piden apoyo público y cambios en la ley de mecenazgo

La Universitat de València destaca su valor socio-económico y educativo e insta a apoyarlas

La Federación de Sociedades Musicales de la Comunidad Valenciana (FSMCV) presentó este  sábado en el Aula Magna de la Universitat de València las conclusiones del III Congreso General de Sociedades Musicales de la Comunidad Valenciana que servirán para elaborar la formulación de su plan estratégico y el posicionamiento cualitativo del colectivo a diez años vista.

Bajo el lema De la memoria a la innovación, en el congreso han participado más de 5.000 personas que han protagonizado una intensa discusión estratégica que desemboca en tres escenarios posibles: refuerzo de lo básico, sociedades de servicios y comunidad creativa. El trabajo preliminar, realizado por el área de Investigación en Economía de la Cultura y Turismo de la Universidad de Valencia (Econcult) coordinada por el profesor Pau Rausell, concluye que “apoyar a las sociedades musicales no es sólo corresponder justamente a los enormes efectos externos que provocan sino que responde a imperativos estratégicos” aunque “las políticas públicas no van en esa dirección”.

Las encuestas revelan las tendencias para diseñar el proyecto de un colectivo que se muestra optimista ante el futuro: un 84% de los encuestados considera que su sociedad musical estará dentro de diez años mejor, mucho mejor o igual que ahora, un 87% lo cree respecto a la FSMCV y un 74% respecto al movimiento asociativo.

Sin embargo, los factores de riesgo para la sostenibilidad de las sociedades musicales deben afrontarse, según los encuestados, con equipos directivos más formados, capaces y competentes (49%), una mayor implicación de las personas asociadas (34%), más recursos de las Administraciones públicas (31%), la profesionalización de la gestión (27%), más recursos de las aportaciones privadas (26%) y un mayor reconocimiento por parte del municipio o del barrio (23%).

Josep Francesc Almería, presidente de la FSMCV, ha instado a los Gobiernos español y valencianoa “potenciar el apoyo público y a rediseñar la Ley de Mecenazgo para incentivar la inversión privada en consonancia con países europeos como Francia, Italia, Reino Unido… o como la aprobada por el Gobierno de Navarra, en España, recientemente".

La Universidad de Valencia, en relación con el valor socio-económico de las sociedades musicales, destaca que: “son un potente mecanismo de socialización y vehículo que posibilita la participación, la formación, la práctica musical, la convivencia con trasfondos culturales, religiosos, sociales o ideológicos distintos, la participación y la comunicación; constituyen el auténtico (y quizás único) elemento diferencial valenciano y se manifiesta en cualquier tipo de territorio (urbano y rural, costa e interior, castellanoparlante y valencianoparlante), se trata de un fenómeno estructurado y el elemento simbólico con mayor capacidad para estructurar y soportar estrategias de vertebración y cohesión social”.

La FSMCV es una asociación con 45 años de existencia que agrupa a 543 sociedadesmusicales y sus escuelas de música (el 50% de España) con 40.000 músicos, 60.000 alumnos y más de 200.000 socios. Las sociedades musicales, presentes en el 90% de los municipios de Alicante, Castellón y Valencia de más de 200 habitantes, conforman un proyecto social y educativo único en el en el mundo y han sido declaradas Bien de Relevancia Local (BRL) por el Consell.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50