Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PNV ve en ELA un propósito de “desestabilizar” Kutxabank

El EBB niega que se vaya a producir la privatización del banco vasco

Kutxabank se ha convertido en un capítulo más del largo enfrentamiento al que se asiste entre el PNV y ELA. Ahora, un día después de que la central abertzale exigiera un sorprendente referéndum para consultar a la ciudadanía su voluntad ante una hipotética privatización del nuevo banco vasco y de que acusara a sus dirigentes de no decir la verdad, el Euskadi Buru Batzar (EBB) replicó ayer acusando de que ELA “va de la mano” de la izquierda abertzaleen su propósito de “desestabilizar” a la institución financiera.

El PNV niega que se vaya a producir la privatización de Kutxabank. Su presidente, Andoni Ortuzar, lo aseguró el pasado lunes en ETB-2 y ayer el máximo órgano de dirección nacionalista fue concluyente: “No se puede paralizar lo que no ha empezado, del mismo modo que tampoco se puede paralizar lo que no va a suceder”, subrayó en referencia a la supuesta privatización del banco vasco.

Pero el PNV elevó el tono de su respuesta al considerar de “burda manipulación demagógica” la actuación del sindicato mayoritario en Euskadi por su intento de “meter miedo” a la sociedad vasca y “a los clientes e impositores” de Kutxabank. En este mismo tono descalificador, la dirección nacionalista incide en una acusación que no es nueva con respecto a su distanciamiento con ELA, a la que viene criticando por arrogarse “un papel que no lo corresponde ni por la representatividad en Kutxabank ni por representación institucional”, se refleja en el contundente comunicado del EBB. Por ello, tildan de “irresponsable” la actitud de una organización que “pretende ejercer un liderazgo social en el país”.

Más aún, el PNV no desaprovechó la oportunidad de trasladar una interpretación política de las críticas de ELA, que enmarca en el mismo propósito de la izquierda abertzale para la “desestabilización” de Kutxabank. Según su reflexión, esta campaña del sindicato “obedece a intereses muy particulares y de marcado acento político”.

Una cadena humana se moviliza desde el Ayuntamiento de Bilbao a la sede del banco

El secretario general de ELA, Adolfo Txiki Muñoz, criticó ayer las intenciones desveladas a título personal por el presidente de Kutxabank, Mario Fernández, sobre el futuro de la entidad hasta el punto de presentar en un documento las razones para oponerse a la privatización. En consonancia con esta crítica, unas cien personas compusieron ayer una cadena humana entre el Ayuntamiento de Bilbao y la sede de Kutxabank, en la Gran Vía de la capital vizcaína. Para el presidente de la Organización de Consumidores Vascos, Koldo Nabaskues, este tipo de movilizaciones pretende “concienciar y mentalizar” a los poderes públicos “como propietarios de Kutxabank” de que “tienen que dar marcha atrás en la privatización de los bancos”.

No obstante, el PNV hizo ayer una defensa de la gestión “de las tres cajas vascas, antes, y Kutxabank, ahora” de las que aseguró en su nota que “han estado y estarán en buenas manos, bien gestionadas”. Como reflejo de esta actuación, los nacionalistas recuerdan que “siguen existiendo y conservando su autonomía a diferencia de otras que han desaparecido, intervenido o absorbido” y citan a la CAN.

Más información