Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los empleados de la lavandería critican que la empresa privada no les lleva ropa

Flisa dice que lava ropa en "otras lavanderías" pero también en la Central

La empresa niega haber contratado camiones frigoríficos para transportar la ropa

La empresa Flisa, gestora del servicio de lavandería de los hospitales públicos de Madrid, ha manifestado que aunque está lavando ropa en "otras lavanderías" de su grupo empresarial, la Central de Mejorada del Campo, también lava entre 12.000 y 13.000 kilos al día con los operarios que garantizan los servicios mínimos —fijados en un 50%— durante la huelga indefinida de los trabajadores.

Un portavoz de la empresa ha explicado que el contrato suscrito con la Comunidad de Madrid, con el objetivo de "cumplir con los servicios mínimos de asistencia" contempla la posibilidad de lavar ropa fuera de la lavandería central.

Por su parte, el consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty,  ha asegurado que la concesionaria no ha derivado ropa a "ninguna otra empresa o establecimiento" y que así lo ha asegurado la propia empresa a la administración pública.

Los trabajadores de la lavandería, en huelga desde el pasado 6 de diciembre, aseguran que actualmente llegan unos 10.000 kilos de ropa, pese a que el contrato es de 50.000 diarios. "Llegan tres o cuatro camiones todos los días, mientras que antes se hacían unos 30.000 kilos diarios. Ahora se mueven apenas unos 6.000 ¿Dónde está el resto?", se pregunta Francisco Ronco, presidente de la Asociación de trabajadores del establecimiento, que subraya el alto seguimiento de la huelga por los trabajadores, alrededor del 90%. La empresa no ha dado cifras por el momento.

La empresa ha negado las acusaciones de los trabajadores de haber contratado personal para sustituir al personal en huelga, ante lo cual CC OO ha presentado una denuncia en la Inspección de Trabajo; así como de haber traído camiones frigoríficos para transportar la ropa. Flisa remarca que en "ningún momento se han utilizado estos camiones" y que aunque fuera así, los protocolos de desinfección de la empresa son "especialmente rigurosos" en el transporte y se efectúan antes y después de la recepción, por lo que incluso siendo camiones frigoríficos estarían perfectamente desinfectados e incluso las bajas temperaturas aportarían valor añadido. No obstante, ha insistido en que Flisa no ha empleado en ningún momento este tipo de vehículos.

Por otro lado, la empresa detalla que los camiones de la lavandería están parados porque tenían una licencia especial de servicio público que, con la externalización, no es hábil para el caso del gestor privado.

Además, añaden que los trámites inciden en que la licencia correspondiente debe pedirse a los cinco meses de funcionamiento del vehículo y que, en este caso, se tratan de camiones de más de cinco meses, lo que está originado algún problema con la tramitación del permiso. "Si no hubiera huelga, los conductores estarían igualmente parados", han detallado.

No obstante, desde Flisa aclaran que para solventar esta situación hasta solucionar el problema administrativo se procedió a contratar un servicio de transportes externo "antes de la huelga" y que, en consecuencia, es una situación que se producía antes de los paros y no está relacionada con los mismos.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram