Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
crítica

Pesca con red y de arrastre

'Haz clic aquí', espectáculo urgente y dialéctico de José Padilla, mantiene la tensión y el suspense hasta el último minuto

Nerea Moreno y Gustavo Galindo durante la representación. Ampliar foto
Nerea Moreno y Gustavo Galindo durante la representación.

Teatro urgente, que coge al vuelo lo que está pasando, lo reinterpreta y lo saca a debate. Partiendo de un hecho singular sucedido en Granada en 2011 (un abogado filmó una paliza a la salida de una disco, colgó el vídeo en la Red e invitó a menearlo para identificar a los culpables, con el resultado de que se acusó y se acosó a inocentes), José Padilla y su equipo han escrito y puesto en escena un thriller picado, pero dialéctico que mantiene la tensión y el suspense hasta el último minuto. Haz clic aquí utiliza aquel suceso terrible para arrancar en el espectador un debate equivalente al que sus artífices mantuvieron durante el mes y medio que duró su proceso simultáneo de escritura y de ensayos.

Si las primeras escenas hacen pensar en los sociodramas (por la sucesión de puntos de vista contrapuestos que se presentan) y en las obras de Gustavo Montes, escritas al hilo de recortes de prensa, a medida que transcurren nuevas escenas inquietantes y breves como pellizcos, acabadas todas ellas en punta, pensamos más bien en las excelentes comedias dramáticas que Fausto Paravidino arranca de la realidad a mordisco limpio.

Por cada incógnita, la pieza plantea también un dilema moral: ¿Puede la acción de las redes sociales desempeñar papeles que corresponden a la policía y a la justicia? Si los culpables señalados por tales redes no lo fueran a la postre, ¿quién les repararía? Y, ¿cuál es el coste personal y profesional que tiene para Diego y Teresa (el abogado en la ficción dramática, y su pareja, periodista en un diario a punto de ERE) zambullirse a pulmón en pos de la verdad?

En Haz clic aquí hay, además, un debate implícito sobre la naturaleza y utilidad de un sistema de comunicaciones (las redes), donde se vierten alegremente toneladas de información privada significativa, mientras la afanosa Agencia Nacional de Seguridad de EE UU recopila a diario 5.000 millones de registros sobre la localización de teléfonos móviles en todo el mundo, según revelaba ayer The Washington Post citando informes del extécnico de la CIA Edward Snowden.

Pablo Béjar, Mamen Camacho, Gustavo Galindo, Nerea Moreno y Ana Vayón están a cual mejor en un quinteto de personajes principales en absoluto unívocos: hasta el final no sabremos si Ruth, menor de edad a la que se acusa de intento de homicidio, y Javi, el joven apaleado, son angelitos o diablos, pero sus mayores también tienen tela. Una trama secundaria amorosa, expresada con acento cómico, desengrasa y nos devuelve ligeros a la cascada especulativa de la acción principal y a un apasionante segundo plano narrativo donde se da cuenta de lo que sucedió realmente.

HAZ CLIC AQUÍ. Autor y director: José Padilla. Teatro María Guerrero, sala de la Princesa. Del 4 al 15 de diciembre.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información