Cotino evita presidir una sesión llena de reproches

Font de Mora sustituyó el presidente de las Cortes, que estaba en un acto en Madrid

“Gracias, presidente... suplente”, dejó caer la diputada de Compromís Mireia Mollà al subir a la tribuna para intervenir en el pleno de las Cortes Valencianas. Alejandro Font de Mora, vicepresidente primero, que ejerció de presidente en funciones, le devolvió la maldad al bajar de la tribuna: “Gracias, diputada... titular”. Font de Mora sustituyó a Juan Cotino, presidente de la Cámara, durante un debate lleno de alusiones y de reproches a su actuación.

Mònica Oltra, en el debate sobre el accidente del metro, se preguntó “¿qué hacía el entonces consejero de Agricultura [Cotino] de puerta en puerta de las víctimas?”. Ignacio Blanco, de Esquerra Unida, mientras se hablaba de la visita del Papa en 2006, comentó que no le extrañaba que el actual presidente de las Cortes estuviera ausente. El popular Fernando Giner trató de defenderlo pero Font de Mora se lo impidió: “Vaya a la cuestión”. Las alusiones fueron ya directas cuando se discutió sobre la adjudicación de contratos de la Generalitat a empresas que figuran como donantes al PP en los papeles de Bárcenas.

Cotino, que oficialmente estaba este miércoles en Madrid en un acto de la Fundación Policía Española, de la que forma parte, escribió en su blog que Sedesa, el grupo empresarial de su familia, facturó más con el Gobierno de Zapatero que con la Generalitat.

Ningún encargo a Gürtel

Por otra parte, negó su relación con la trama Gürtel con motivo de la visita del Papa, después de que Juan Rincón, exdirector de producción de Orange Market, le vinculara el martes ante el juez con el amaño que desembocó en el desvío de fondos públicos. “Nunca mantuve ninguna reunión con el señor Correa, al que no conocía y sigo sin conocer, ni con nadie que él hubiese enviado de la empresa Orange Market”, señaló en un comunicado. Cotino recordó que no formó parte de la Fundación V Encuentro Mundial de las Familias. “Por lo tanto, no envié a nadie en mi nombre a ningún tipo de reunión con el señor Correa ni tampoco delegué en ninguna persona”, añadió.

Enrique Pérez Boada, exdirector del Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), y quien según el testigo Juan Rincón asistió a las reuniones con miembros de Gürtel en representación de Cotino, negó igualmente los hechos. Pérez Boada sí reconoció que mantuvo reuniones tanto con Rincón como con el máximo responsable de Orange Market, Álvaro Pérez, pero en el marco de los encuentros que los representantes del patronato (él fue uno de los dos comisionados) tuvieron con proveedores.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS