Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rechazada la petición del PNV de reducir la Policía y Guardia Civil en el País Vasco

CiU se suma la petición en el Congreso y pide extrapolarla a Cataluña

El Congreso de los Diputados, con los votos de PP, PSOE, UPyD y UPN, ha rechazado la proposición no de Ley del PNV en la que instaba al Gobierno a reducir la presencia de las fuerzas de Seguridad del Estado en el País Vasco tras el cese definitivo de la violencia decretado el pasado 20 de octubre de 2011. Los nacionalistas vascos tan sólo lograron el apoyo de los diputados de Amaiur y de CiU que pidió también que no se aumenten las plantillas policiales en Cataluña.

El PNV justifica que hasta ahora "la importante presencia de las Fuerzas de Seguridad se ha venido justificando por la necesidad de combatir el terrorismo". En ese sentido, defiende que "con la confirmación de la desaparición de la violencia de ETA en Euskadi" se proceda "una reducción" de los efectivos de la Policía y la Guardia Civil. "Venimos a que se cumpla el Estatuto de Gernika", ha dicho en la tribuna del Congreso el portavoz nacionalista, Aitor Esteban, quien ha apelado a esa norma según la cual a las Fuerzas de Seguridad del Estado les corresponde en el País Vasco "los servicios policiales de carácter extracomunitario y supracomunitario", es decir, funciones como la vigilancia de puertos, aeropuertos, costas y fronteras, aduanas, extranjería o el control de armas y explosivos, entre otras funciones. Pero por la misma, el mantenimiento del orden público corresponde a la Ertzaintza.

Los nacionalistas vascos creen que los 4.000 efectivos con los que cuentan las fuerzas de seguridad en el País Vasco (cinco por cada 1.000 habitantes) es una cifra excesiva "más en tiempos de fuerte crisis económica", en la que estos efectivos --dicen-- podrían desempeñar labores de seguridad "en otros lugares del Estado". "Se avecina un nuevo tiempo lejos de las situaciones de excepcionalidad que desafortunadamente se han tenido que vivir en Euskadi. Un nuevo tiempo sin la lacra del terrorismo ni la violencia callejera", sostiene el PNV.

El diputado de CiU, Jordi Jané, ha resaltado que "la realidad es tan distinta que se justifica lo que pide el Grupo Vasco: con la confirmación de la desaparición de ETA que se cumpla el Estatuto y que se acuerde esa reducción". "Lo compartimos y lo extrapolamos a lo que es la realidad en Cataluña donde ese proceso de repliegue de las fuerzas de seguridad debería significar que no sigan aumentando las plantillas de Guardia Civil y Policía", ha dicho.

Jon Iñarritu (Amaiur) dijo que e hora de que vuelvan a casa y Rosa Díez se opuso

"Es tiempo de paz, es tiempo de que se vayan a casa", ha comenzado diciendo el diputado de la formación abertzale Amaiur, Jon Iñarritu, quien ha dicho que "por fortuna, la violencia de ETA ha desaparecido para siempre". "Y esa era la excusa para mantener policías foráneas en el País Vasco", ha añadido Iñarritu quien ha calificado como "checkpoints" los controles policiales.

Rosa Díez, portavoz nacional de UPyD, ha comenzado dejando clara su postura en torno a la reducción de Policía y Guardia Civil en el País Vasco: "Va a ser que no. No sobra ningún policía, ni ningún Guardia Civil en el País Vasco", ha dicho para después preguntarle a Iñarritu por su primera expresión: ¿a casa?, ¿a qué casa? ¿acaso el País Vasco no es su casa?". "Cuantas familias de policías y de guardias civiles les gustaría que sus allegados llegasen a casa por la noche. Fueron asesinados por ETA por defender la libertad.

El portavoz de Interior del PP, Conrado Escobar, ha manifestado el "rechazo rotundo" de su grupo a esta proposición ya que ha calificado como "indispensable, oportuna y tranquilizadora la presencia de Policía y Guardia Civil en el País Vasco y toda España". Ha advertido que ETA sigue siendo una amenaza mientras no se disuelva y ha recordado a los 230 miembros de la Guardia Civil asesinados por ETA junto a los 183 de la Policía Nacional y los 15 de la Ertzaintza. "En el País Vasco no sobra nadie", ha sentenciado.

El diputado del PSOE Antonio Trevín ha defendido que "no está justificada" la petición del PNV y ha manifestado su apoyo a la postura del Gobierno en este asunto al considerar que "son adecuadas" las plantillas de la Policía y la Guardia Civil en el País Vasco al tiempo que ha exigido a ETA su disolución definitiva.