Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bilbao evita la división por la ‘txupinera’

Jone Artola tuvo especial protagonismo en los actos de inicio de la Aste Nagusia

Jone Artola (a la izquierda) acompañó en la balconada del teatro Arriaga a la pregonera, Iraia Iturregi, y a la concejala de Fiestas, Itziar Urtasun,
Jone Artola (a la izquierda) acompañó en la balconada del teatro Arriaga a la pregonera, Iraia Iturregi, y a la concejala de Fiestas, Itziar Urtasun,

Jone Artola, hermana de un preso de ETA y txupinera suspendida por decisión judicial para evitar así deshonrar a las víctimas, no lanzó el txupin de la Aste Nagusia pero tuvo especial protagonismo este domingo durante los actos oficiales en el arranque de tan populares fiestas. El Ayuntamiento evitó la división entre las comparsas y la Comisión de Fiestas dando un especial papel a Artola, según el acuerdo alcanzando dos horas antes del comienzo de los actos y que rechazó el PP. No obstante, Artola, poco después de finalizar este multitudinario acto, y con el uniforme de txupinera, no se privó de lanzar a las 20.15 horas en la misma zona festiva su particular txupin, en compañía de la pregonera.

A pesar del papel secundario que los peneuvistas quisieron darle a la txupinera en ciertos momentos, Artola participó, como una más, tanto en la recepción oficial —a la que no faltó ninguno de los grupos de la oposición— como en el txupinazo. Estuvo en el balcón del teatro Arriaga junto a la pregonera, la capitana del Athletic femenino Iraia Iturregi, que se mostró en todo momento solidaria con Artola, y la concejala de Fiestas, Itziar Urtasun, encargada finalmente de lanzar el cohete.

El acuerdo al que llegó la Comisión de Fiestas y Bilboko Konpartsak puso fin a la polémica suscitada por la decisión del Juzgado de lo Contencioso número 1 de Bilbao, no tuvo el respaldo del PP. Su portavoz, Cristina Ruiz, aseguró que la presencia de Artola en el acto parecía "una chirigota, una tomadura de pelo". El resto de los grupos se mostraron satisfechos con la decisión adoptada por la comisión, que incluía una serie de gestos y guiños hacia Artola, a pesar de que no pudo enfundarse el traje del icono festivo.

Incluso la pregonera, que admitió haber pasado una semana difícil por toda la polémica, criticó durante su discurso el auto judicial. "Estoy harta de los que demuestran no entender cual es la esencia de nuestra Aste Nagusia. ¡Basta ya! Queremos gozar de cada segundo de la fiesta independientemente de razas, géneros e ideologías políticas", lanzó desde la balconada ante una masa que coreó "txupinera aurrera" con fuerza.

Artola estuvo acompañada durante la recepción por un séquito de comparseros y miembros de Bilboko Konpartsak, con la portavoz Itziar Villafañez al frente. Villafañez no pudo evitarr emocionarse tras ver a Artola en la balconada y termino explotando tras una "dura" semana. "Teníamos que dar la mejor solución a la decisión judicial, hemos estado trabajando hasta el último momento para ello, y se ha tomado la mejor decisión", justificó la comparsera.

Urtasun, que lanzó el txupin de fiestas porque las comparsas se negaron a sustituir a Artola por otra persona, aseguró que en la balconada faltó la figura de la txupinera, si bien destacó que habían estado junto a ella "las personas que habitualmente estamos en el pregón: la pregonera, la concejala de fiestas, y un representante de las comparsas del txupinero. Sentimos que este año la txupinera no haya podido estar", comentó.

Al final, acudieron todos los grupos. El PP advirtió de que se ausentaría en caso de que Artola lanzara el txupinazo y Bildu cuestionó su presencia si el acto no le daba a la txupinera el protagonismo que merecía. La portavoz abertzale, Aitziber Ibaibarriaga, se mostró contenta con el papel que Artola tuvo durante la recepción oficial. El PSE también se mostró satisfecho con el acuerdo aunque su portavoz Alfonso Gil, defendió que hubiesen "preferido" que el txupin fuese lanzado por algún comparsero y no por la edil de Fiestas.