Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las Cámaras confían en la industria para salir de la crisis

El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls, asegura que las empresas “tienen que mirar al exterior”

El sector secundario es la niña de los ojos de las Cámaras de Comercio catalanas. Estos entes confían en que la industria lidere la salida de la crisis, así como “el cambio de modelo económico que de esta derive”, según explicaron ayer en la presentación de la Memoria Económica de Catalunya 2012 elaborada por las 13 cámaras de comercio catalanas.

El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls, aseguró que las empresas catalanas “tienen que mirar necesariamente al exterior” para soslayar los bajos niveles de consumo interno, pero que eso no basta. “Hay que reinventarse”, afirmó. La innovación es, precisamente, uno de los puntos fuertes de la industria catalana. Las industrias con sede en Cataluña realizaron el 64,3% del gasto privado en innovación. En relación a la inversión pública en investigación, el presidente de la Cámara de Comercio de Manresa, Pere Casals, lamentó que no se invierta más en investigación aplicada y transmisión del conocimiento.

Otras de las claves del sector, según la Memoria Económica, es que tiene un “efecto vertebrador sobre el resto de la economía”, lidera el proceso de internacionalización —en la actualidad, el 75% de las empresas industriales catalanas exportan y más de tres cuartas partes de las ventas al exterior son bienes industriales— y es el sector que más contribuye al aumento de la productividad de la economía catalana, con un nivel de productividad superior al 35% del conjunto de la economía.

Entre los principales objetivos que las cámaras catalanas proponen para mejorar la industria, están el de mejorar la financiación — aumentando el crédito y flexibilizando los plazos de pago—; establecer una fiscalidad más competitiva —por ejemplo, reduciendo las cotizaciones sociales a la Seguridad Social—; facilitar los trámites y evitar los costes económicos de un exceso de regulación, fomentar la formación dual —combinando formación en escuelas profesionales con prácticas remuneradas en empresas, siguiendo el modelo alemán— y finalizar el Corredor Mediterráneo.

Los presidentes de las cámaras se reunieron con el presidente de la Generalitat, Artur Mas, quien durante su intervención en el acto agradeció a las cámaras su “apoyo para cambiar el statu quo”.

 

Más información