Más obras pero más austeras

El plan de obras del verano en Barcelona incluye abrir Alí Bei para desviar el tráfico de Glòries Fomento y Xavier Trias negocian recortar el proyecto de la Sagrera

El pico y la pala llegarán a 42 puntos de la ciudad durante este verano y el Ayuntamiento de Barcelona pavimentará 147.339 metros cuadrados de vías. Este es, a grandes rasgos, el resumen de las obras que el Consistorio planea para el periodo estival. El número de actuaciones dobla el del año pasado y la inversión asciende a casi 22 millones de euros. La envergadura de las obras no generará grandes afectaciones viarias.

Atrás quedaron los años en que la ciudad quedaba, literalmente, patas arriba bajo el sol del verano. Las obras de este año son más modestas y preparan la ciudad para grandes transformaciones urbanas, como es el caso de la puesta en marcha de las cinco nuevas líneas de la red del autobús rápido o la bajada de la cota del puente de Marina para conectar con la calle de Alí Bei. Este cambio busca amortiguar el impacto que tendrá en la movilidad de la ciudad la demolición del tambor de la plaza de las Glòries.

El plan fue presentado ayer por el tercer teniente de alcalde, Antoni Vives (CiU) y el gerente adjunto de Infraestructuras, Manuel Valdés. “No habrá una semana más complicada que otra pero hemos de prever que la ciudad entra en una fase en que habrá un impacto fuerte en la vida cotidiana que no se acaba en verano”, explicó Vives. Así pues, muchas de las obras que ahora se emprenden se extenderán más allá del comienzo del curso escolar.

Les Corts, con 11 intervenciones, es el distrito que concentrará más obras, seguido de Eixample (10) y Horta - Guinardó y Nou Barris (siete cada uno). Las obras implicarán 16,5 millones de euros inversión y el resto de dinero se dedicará a la pavimentación.

Algunas de los proyectos de urbanización mas relevantes en la lista son la de los entornos del Centro Cultural del Born y la de la plaza Eucaliptus, en Torre Baró. La primera implicará el cierre definitivo del tráfico por la calle del Comerç a partir del 2 de julio. Habrá un desvío por un nuevo carril en el paseo Picasso. Asimismo empezarán los trabajos en la plaza André Malraux, cerca del intercambiador de la estación de Arc de Triomf.

Vives también explicó que el verano se aprovechará para realizar mejoras en las calles de la ciudad. En total se substituirá o mejorará el asfalto en 147.339 metros cuadrados de viales. 78.000 de ellos serán en las Rondas. Se trata de uno de los planes más ambiciosos de los últimos años.

De otro lado, el alcalde de Barcelona Xavier Trias aprovechó ayer un almuerzo en el Circulo Ecuestre de Barcelona para revelar que negocia con el ministerio de Fomento un recorte en el proyecto inicial de la estación del AVE de La Sagrera. “Estamos trabajando para reorientar la obra y asegurar su construcción. Hacer que sea razonable para el momento actual”, explicó el alcalde.

Trias reveló que espera cerrar un acuerdo “en unos 15 o 20 días” y que abrirá el proyecto a financiación privada. Fuentes cercanas al proyecto aseguran que la estación y sus alrededores serán menos ambiciosos y que el acuerdo busca también dar tranquilidad a los bancos, de cara a la renovación de los créditos en los próximos meses.

Sobre la firma

Camilo S. Baquero

Reportero de la sección de Nacional, con la política catalana en el punto de mira. Antes de aterrizar en Barcelona había trabajado en diario El Tiempo (Bogotá). Estudió Comunicación Social - Periodismo en la Universidad de Antioquia y es exalumno de la Escuela UAM-EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción