El juez decano recuerda que la cifra de muertes violentas es baja en Euskadi

González-Guija entiende la “alarma social” tras los últimos asesinatos

Concentración frente al Ayuntamiento de Galdakao
Concentración frente al Ayuntamiento de GaldakaoAlfredo Aldai / EFE

El juez decano de Bilbao, Alfonso González-Guija, intentó ayer rebajar la creciente alarma social generada tras el doble asesinato cometido, supuestamente, por Juan Carlos Aguilar, el falso maestro shaolín, que habría descuartizado a Jenny Sofía Rebollo, y agredido brutalmente a Maureen Ada Otuya hasta matarla después de varios días en coma. Un doble crimen al que se ha sumado el cadáver de una mujer de avanzada edad que apareció muerta, maniatada y amordazada el jueves en su domicilio de la capital vizcaína. González Guija consideró ayer “normal el impacto” que han tenido los crímenes y hechos delictivos violentos que se han cometido en los últimos días en Bilbao, pero no cree esta tendencia “continúe” en el tiempo y se puedan generalizar.

Para ello recordó que en Euskadi la cifra de los delitos por muertes violentas es baja, mientras que es “muy importante” el grado de especialización en la investigación asesinatos “que provenían del terrorismo”. Tras asegurar que a este tipo de sucesos no se acostumbra ninguna ciudad, quiso tranquilizar a la sociedad bilbaína al asegurar que Bilbao “no suele tener este tipo de delitos”, añadió. “Preocupación, la tenemos que tener toda, pero también confianza en que esta tendencia no continúe y se extienda”, precisó. Dos centenares de personas se concentraron ayer en la plaza del Ayuntamiento de Galdakao (Bizkaia) para mostrar su repulsa por la muerte de Jenny Sofía Rebollo. En esa concentración el alcalde de Galdakao, Ibon Uribe, adelantó que iban a ayudar a la familia de la fallecida a repatriar su cadáver.

La expresión “más brutal”

La directora de Emakunde, Izaskun Landaida, mostró, en nombre del Gobierno vasco, “su más rotunda condena ante estos asesinatos” y trasladó “toda la ayuda posible a la familia de la víctima”. A su juicio, se está ante la expresión “más brutal” de la desigualdad existente entre mujeres y hombres por lo que es necesario “seguir trabajando para erradicar esta lacra de raíz”, añadió. En la concentración también participó el presidente de la Asociación de Colombianos de Euskadi, Alberto Galindo: “lo más importante es que la comunidad colombiana y la sociedad vasca se han unido para mostrar su rechazo a la muerte de Jenny Rebollo”. La Ertzaintza no ha recuperado todavía todos los restos del cadáver de Jenny Sofía Rebollo, cuyo cuerpo fue descuartizado y dispersado por el gimnasio.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50