Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barberá ignora el varapalo del Tribunal de Cuentas

"No voy a entrar en temas que están judicializados", responde la edil

El PP apela al Tribunal de Cuentas para probar la limpieza de su financiación

La Fundación Turismo Valencia decide hoy la personación

La alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, rechazó ayer hablar sobre el informe del Tribunal de Cuentas que ha desmontado su defensa en el caso Urdangarin. El órgano fiscalizador señala en dicho dictamen que la fundación municipal que contrató con el Instituto Nóos del yerno del Rey debe ser considerada sector público local al estar básicamente financiada por el Consistorio y perseguir objetivos de interés general. Y, por tanto, debe estar sujeta a los estrictos requisitos de contratación de las Administraciones, que no se cumplieron al acordar con el Instituto Nóos la celebración de tres ediciones del encuentro deportivo Valencia Summit, de 2004 a 2006, por cerca de dos millones de euros.

La alcaldesa había sostenido hasta ahora, en cambio, que la fundación Turismo Valencia Convention Bureau era independiente del Ayuntamiento y se regía por el derecho privado. “No voy a entrar en estrategias de determinadas defensas o de determinadas acusaciones en temas que están judicializados”, se limitó a declarar ayer Barberá.

Personación

El portavoz municipal de EU, Amadeu Sanchis, afirmó que considerar privada a la fundación había permitido al Ayuntamiento contratar con el instituto de Iñaki Urdangarin “saltándose el necesario concurso que sí que se hubiera tenido que hacer en el caso de que la fundación tuviera un carácter meramente público”. El edil socialista Pedro Sánchez señaló que la postura de Barberá ha sido “desmentida incluso por el Tribunal de Cuentas” y recordó que la fundación ha recibido 53 millones de fondos públicos entre 2004 y 2012. Ambos instaron a la entidad a personarse en la causa abierta en Palma.

La decisión de la Generalitat de personarse en el caso Urdangarin  —el Consell lo anunció el viernes—, imitada por la sociedad Ciutat de les Arts i les Ciències (CACSA), ha dejado al Consistorio y a la Fundación Turismo Convention Bureau sin mucho más margen que la personación para recuperar el dinero supuestamente estafado. Hoy está previsto que se reúna el patronato de la Fundación, que preside el vicealcalde de Valencia y el número dos de Rita Barberá en el Consistorio, Alfonso Grau, para tomar la decisión.

Los miembros del patronato conocerán, antes del debate, un informe jurídico sobre este asunto.